La violencia que se vive en México, el sobreendeudamiento generado en instituciones financieras no reguladas y su marginación en telecomunicaciones son los principales retos que se deben abatir para mejorar el entorno que impulse una mayor inclusión financiera, según un reporte reciente realizado por la Unidad de Inteligencia del semanario británico The Economist.

De acuerdo con el reporte Microscopio Global 2015: Análisis del entorno para la inclusión financiera , México retrocedió tres lugares respecto del reporte del 2014; sin embargo, continúa dentro de las 10 naciones (de 55 evaluadas) con mejor entorno para avanzar en la bancarización.

Cada vez es más la preocupación en torno al sobreendeudamiento, en particular de clientes de instituciones no reguladas, que no suelen reportar información a los burós de crédito (...) La violencia de las pandillas obstaculiza la inclusión financiera, porque es difícil para los proveedores entrar en comunidades marginadas y crea una atmósfera de miedo que impide a la gente participar activamente en el mercado financiero , detalla el reporte.

Asimismo, acota que la infraestructura del país es otro reto, debido a la marginación geográfica y de telecomunicaciones, ya que son aspectos que deben de abordarse para profundizar la inclusión financiera. El acceso a Internet no se ha generalizado en el interior del país, lo que dificulta la implementación de mecanismos de la banca móvil .

El estudio, que contó con el apoyo del Fondo Multilateral de Inversiones y de CAF banco de desarrollo de América Latina para su realización, abunda que el dinero electrónico podría desempeñar un papel importante para la prestación de servicios al segmento de bajos ingresos; sin embargo, las instituciones no tienen incentivos suficientes para ampliar su línea de productos y ofrecer servicios a comunidades de pocos recursos.

REGULADORES TRABAJAN

Dicho documento destaca que la bancarización es una prioridad para el gobierno actual, por lo que prevé que el Consejo Nacional de Inclusión Financiera delinee metas más concretas para avanzar en la penetración de servicios financieros.

Este mayor énfasis en la inclusión financiera también debería ayudar a reforzar la capacidad especializada dentro del principal ente regulador, la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) , detalla.

El estudio abunda que la CNBV tiene cierta visión respecto del avance de la inclusión financiera, ya que contempla, y trabaja, para los agregadores (facilitadores) de pagos. De esta manera, los minoristas podrán recibir pagos electrónicos por medio de un teléfono móvil e Internet

Sobre la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef), indicó que aunque en lo general trabaja bien, todavía tiene algunas deficiencias, en particular con respecto a las poblaciones de bajos ingresos .

PANORAMA

Respecto del panorama de México en cuanto a inclusión financiera, el reporte remarca los visibles esfuerzos para atender el tema del acceso de servicios financieros; prueba de ello es la creación del Consejo Nacional de Inclusión Financiera (creado en el 2011) y la reforma financiera aprobada en el 2014.

El reporte informa que, de acuerdo con datos oficiales de la Encuesta Nacional de Inclusión Financiera 2012 (ENIF), 44% de la población adulta (mayor a 15 años) carecía de acceso a cualquier forma de servicio financiero formal, ni siquiera al ahorro y crédito, pese a la amplia cobertura de puntos de acceso y puntos de atención directa.

En el sexto Reporte de Inclusión Financiera , publicado por la CNBV, se menciona que 50% de todos los municipios del país tiene acceso a sucursales bancarias, donde reside 92% de la población adulta .

Si se consideran agrega las sucursales bancarias, los bancos que operan por medio de corresponsales, los cajeros automáticos y las terminales punto de venta, 73% de los municipios cuenta por lo menos con uno de ellos y 98% de la población adulta vive en esos municipios.

Respecto de instituciones, el análisis remarca que el país cuenta con vehículos especializados que atienen a las poblaciones de bajos ingresos, como las financieras populares, cooperativas de ahorro y préstamo y las financieras comunitarias.

Asimismo, sobre los canales, acota que las remesas constituyen una parte importante del desarrollo de comunidades de bajos ingresos, ya que 97% de éstas se recibe por medio de transferencias electrónicas que pagan los bancos o sus agentes representantes a los clientes.

También enfatiza que un impedimento significativo en el desarrollo del sector popular es la falta de una definición formal y completa de microcrédito que se aplique a todos los proveedores de este tipo de préstamos, lo que ha causado problemas respecto de la supervisión de carteras crediticias.

El estudio evalúa el entorno normativo para la bancarización con base en 12 indicadores tales como regulación, pagos electrónicos y reglas de conducta de mercado.