La Comisión Nacional de Seguridad (CNS) informó que la División Científica de la Policía Federal identificó las amenazas Anti-child porn spam protection y Cryptolocker , las cuales han infectado equipos de cómputo de pequeñas y medianas empresas ubicadas en la ciudad de México, San Luis Potosí, Nuevo León, Querétaro y Jalisco, con el propósito de solicitar dinero a cambio de recuperar sus bases de datos.

La División Científica de la Policía Federal identificó que esa nueva versión de software intruso es operada a distancia por defraudadores, quienes después de obtener información de la computadora extorsionan al propietario para que, a cambio de ciertas cantidades de dinero, puedan recuperar la contraseña y por consiguiente, sus archivos.

La Comisión Nacional de Seguridad mencionó que presuntos delincuentes que diseñaron estos intrusos cibernéticos atacan principalmente a pequeñas y medianas empresas que no cuentan con la seguridad suficiente para proteger sus archivos, y sus usuarios utilizan regularmente dispositivos remotos para ingresar a los servidores.

Recordó que hasta la fecha no existe una solución que ayude a recuperar los archivos infectados por las amenazas Anti-child porn spam protection y Cryptolocker .

Por ello, la División Científica de la Policía Federal recomendó a los usuarios de Internet tomar las siguientes previsiones: mantener actualizados los programas instalados en los equipos, principalmente el sistema operativo y antivirus; respaldar regularmente la información importante que se almacena en las computadoras y no abrir correos de remitentes desconocidos ni archivos que vengan adjuntos a dichos correos.

Asimismo, no acceder a sitios o páginas de Internet a través de ligas contenidas en correos electrónicos, acceder sólo a sitios seguros, validando la dirección de cada uno de los sitios a visitar; evitar acceder al equipo a través de escritorio remoto, se recomienda deshabilitarlo, instalar programas en el equipo para la prevención de intrusos; establecer canales de comunicación seguros como redes privadas virtuales (VPN); deshabilitar cuentas de usuarios que no se encuentren en uso y utilizar contraseñas seguras para los programas de al menos 10 caracteres que contengan números y letras.

[email protected]