La pandemia y su impacto económico generó un cambio en la percepción que tienen sobre el futuro de sus empresas los principales CEO del planeta, revela una encuesta levantada por la consultoría KPMG entre julio y agosto.

Los Directores Ejecutivos de empresas que operan en México están particularmente conscientes que la recuperación depende de ellos. Así, el 31% de los ejecutivos encuestados en México se muestra moderadamente confiado en el crecimiento económico, una proporción que contrasta con el 45% que tiene este sentimiento a nivel mundial.

En la Sexta Encuesta Global anual, actualizada tras la irrupción de la crisis por el Covid-19, se observa que el 69% de los 315 ejecutivos consultados en el mundo entre julio y agosto, consideran que el contexto económico doméstico impulsará la situación de sus empresas. En contraste, 85% de los entrevistados en México, consideran que la recuperación de sus compañías depende de su propio esfuerzo. “Si bien es una pandemia generalizada, el efecto económico es distinto para cada país, partiendo de eficiencia en el manejo y composición de los sectores económicos del país”, resaltó en la presentación el Socio Director General de la firma para México y Centroamérica, Víctor Esquivel.

Este sentimiento refleja la adversidad económica doméstica, dentro de la operación de la organización y claramente muestra el efecto de las estrategias nacionales para apoyarles, subrayó.

Pesimismo en México

El directivo comentó que a nivel mundial, 31% de los directores generales consultados confían en el crecimiento económico mundial en el contexto adverso de la pandemia por Covid-19.

En contraste, solo 6% de los directivos en México cree que la economía del globo será más benigna.

Los ejecutivos consultados por KPMG comentaron que las empresas a su cargo han agilizado la digitalización de sus negocios en diferentes procesos. Los avances más relevantes en México son en la digitalización de operaciones, donde 44% de los ejecutivos comentó que han avanzado en meses, lo que les habría tomado años alcanzar.

Pero sí sostuvo que un riesgo que identifican los ejecutivos en México, es que no encuentren personal calificado para seguir operando estos equipos digitales.

Y el 69% de los directivos de empresas advirtió que reducirá el tamaño de oficinas ante la situación del trabajo remoto.

Cambio en oferta laboral

La mitad de los ejecutivos de empresas en México comentaron que es probable que inviertan más capital en el personal especializado para operarlo, sobre todo porque desconfían que existan en México trabajadores con suficiente conocimiento para potenciar el manejo de tecnología.

En este sentido, el 44% se mostró abierto a contratar personal de otros países que puedan desarrollar trabajos especializados desde sus lugares de origen, una proporción inferior del 73% que otorgó esta respuesta a nivel mundial. El directivo de KPMG comentó sobre México que la reactivación económica de los países dependerá de cómo estimulen sus sectores estratégicos. Algunas economías dependen del turismo, de las manufacturas o del sector financiero, resaltó. De manera que será importante la estrategia que puedan desarrollar para enfrentar la nueva normalidad.

Los ejecutivos de las empresas consultadas por KPMG tienen una facturación anual superior a 500 millones de dólares y más de una tercera parte tienen ingresos superiores a 10,000 millones de dólares.

[email protected]