La misión del Banco de México (Banxico) es en este momento el manejo de las expectativas de inflación y la política monetaria debe responder a ello de manera contundente, dijo la subgobernadora, Irene Espinosa, en una entrevista con Banorte publicada este miércoles.

La inflación en México está en niveles más altos en 20 años y el Banxico ha elevado la tasa clave en varias ocasiones hasta llevarla al 5.0% actual en un intento por frenar el ritmo del indicador.

Espinosa afirmó a Banorte que en el centro de la misión del banco en este momento, "dada la naturaleza de los choques, dada la transitoriedad", está el manejo de las expectativas de inflación.

"Nuestra política monetaria debe de responder de manera contundente a los niveles de inflación, a la persistencia de inflación y a las señales que estamos viendo ya en términos de la afectación de las expectativas", subrayó.

La junta de gobierno del banco central tendrá la próxima semana su última reunión del año y se espera que suba nuevamente la tasa de referencia, en 25 puntos base, a 5.25%, según analistas.

Espinosa prevé que a partir de 2022 el crecimiento de la economía regrese a la tendencia que había mostrado, cercano a un 2.5%. Banxico estima que el Producto Interno Bruto (PIB) repunte 3.2% el próximo año y que crezca un 5.4% en 2021 tras la contracción histórica sufrida en 2020 por los estragos de la pandemia de coronavirus.

"Una menor inversión, mayor inseguridad, la pandemia y muchos otros factores que hemos recogido también de nuestras encuestas se ha traducido en una menor inversión, tanto pública como privada y, por lo tanto, puede traducirse en un menor crecimiento potencial de la economía nacional", dijo.