Untitled Document

La variedad en el hardware sigue en aumento. Una tendencia que comienza a crecer son los híbridos entre tabletas y teléfonos, llamada phablet que la surcoreana Samsung inauguró el año pasado con su modelo Galaxy Note. En la Feria Internacional de Electrónica de Consumo (CES 2013) se fortaleció la tendencia: Huawei presentó un móvil de 6.1 pulgadas y Lenovo, de 5.5 pulgadas.

Pero Lucy Hood, directora ejecutiva del Instituto para la Administración de las Tecnologías de la Comunicación de la Escuela de Negocios Marshall, cuestionó que estas características cumplan con los deseos de los consumidores.

La experta, basada en una encuesta realizada por la organización al mercado estadounidense, reveló que una mayor duración de la batería, acceso a Internet y un sistema operativo con mayor poder de procesamiento son las principales características que desearían ver en los próximos teléfonos inteligentes.

La experta también refutó a Shawn DuBravac, economista en jefe y director de Investigación de la Asociación de Electrónica de Consumo (CEA, por su sigla en inglés), quien previo al inicio de la CES 2013 aseguró que los smartphones empiezan a convertirse en el eje de la vida de los consumidores por tener la capacidad de controlar los dispositivos a su alrededor.

Según su estudio, los principales usos de la conectividad en un dispositivo móvil son la comunicación, la navegación vía web, consumo de información, uso de redes sociales y entretenimiento.

Los dispositivos móviles tal vez no sean los conductores de nuestra vida pero al menos sí es donde empieza , complementó Brian Angiolet, vicepresidente de Mercadotecnia y comunicación de la operadora móvil Verizon Wireless.

[email protected]