El secretario de Educación Pública, Aurelio Nuño Mayer, dejó claro que no hay reconsideración sobre que la prueba Planea cada dos años sea censal y externa y, en el intermedio, se realice como una evaluación interna, porque creemos que es la decisión correcta .

Entrevistado luego de la instalación del Consejo Directivo Nacional la Escuela al Centro, en el salón Hispanoamericano de la dependencia, reconoció que tiene conocimiento de que existe un debate al respecto.

Sin embargo, el secretario llamó a centrarse en los temas técnicos y educativos, porque politizar los temas educativos, particularmente algo tan delicado, como el tema de la evaluación, daña a los niños .

Que esto se vaya por calificativos, y no por un debate informado, que se den especulaciones… eso es politizar la educación .

NOTICIA: No podrán aplicar el PLANEA en todo el país: Schmelkes

Llamó entonces a debatir con tranquilidad, sensatez y a partir de herramientas y elementos técnicos y sólidos, y no de pronunciamientos políticos y descalificaciones. Politizar la educación, reiteró, no le sirve a nadie; ya hemos vivido esta etapa anteriormente.

Ello, por distintos flancos: el de la derecha muy radical, de la izquierda. De todos los flancos, cuando se ha querido politizar la educación, quienes han pagado las consecuencias son los niños y las niñas .

Nuño Mayer reiteró que esta es la decisión correcta, de política pública adecuada y en que mejor se utilizarán los recursos de los mexicanos .

También consideró importante decir que no se cancela, sino que la prueba censal externa comparable se hace cada dos años y en el inter habrá una prueba interna en las escuelas.

NOTICIA: Nuño busca dialogo con CNTE para fortalecer reforma

Es decir, es falso que la prueba se cancele; es falso que estemos dejando atrás esta práctica. Al contrario, la decisión que estamos tomado es porque consideramos que es la mejor de acuerdo a la política pública .

Aunque dijo no tener el dato preciso de cuánto costará el examen intermedio, destacó que obviamente costará mucho menos porque no hay un ejercicio externo y la prueba se enviará a las escuelas.

Se da un manual de cómo se debe de aplicar. Los maestros la aplican. Nos envían la información. Aquí se procesa y se envía a las escuelas. Entonces, es un costo mucho menor que el que implica hacer una prueba censal, externa, con supervisores, que implica que están viendo cómo se aplica la prueba .

El secretario de Educación sostuvo que es una decisión ya tomada y que la determinación se tomó de acuerdo a las recomendaciones técnicas de los expertos al interior de la SEP, pero también del Instituto Nacional de Evaluación de la Educación (INEE).

NOTICIA: Regresan a clases más de 25 millones alumnos

Se decidió así porque en términos de política pública es lo más conveniente para que cada dos años se tenga este registro, pues cada año no se considera necesario, y ni siquiera oportuno .

Así, dijo, cuando hablamos de la eficiencia presupuestal nos referimos a la mejor forma de utilizar los recursos y en este caso se ha considerado que esta es la mejor forma de que esta prueba sea útil para las decisiones de política pública.

Las evaluaciones, destacó, son para obtener información que nos permita saber cómo vamos y tomar las decisiones adecuadas de política pública.

La recomendación es que la prueba se haga cada dos años e incluso hay quienes opinan que se haga cada tres años, como se hace la prueba PISA, pero aquí hemos determinado hacerla cada dos años.

Cuando se habla de eficiencia presupuestal se habla de que lo hacemos así no porque no tenemos dinero, sino porque es la mejor forma de gastar el dinero , enfatizó el funcionario federal.

mfh