Durante el tercer periodo extraordinario de sesiones en la Cámara de Diputados las y los legisladores aprobaron la modificación a 86 leyes secundarias para armonizarlas en materia de paridad de género.

En la sesión extraordinaria de este miércoles, las y los diputados avalaron cuatro dictámenes que reforman los ordenamientos con el objetivo de que los mecanismos selectivos de las instituciones, la conformación de grupos de trabajo y designaciones de gabinete, estén obligados a integrarse con 50 y 50% de mujeres y hombres.

Los dictámenes fueron aprobados por unanimidad. El primero con 344 votos; el segundo con 349; el tercero con 347 y el cuatro con 347. 

Al fundamentar los asuntos, la presidenta de la Comisión de Igualdad de Género de San Lázaro, la diputada de Morena, Wendy Briceño, destacó que con las modificaciones a las leyes secundarias se fortalece la participación de las mujeres en los espacios de toma de decisión.

Briceño Zuloaga puntualizó que con esta decisión quedan atrás actos como eludir la ley, disfrazar los nombramientos y las designaciones a modo para no proponer mujeres.

Los dictámenes detallan que todas las obligaciones que se generen con el decreto se cubrirán con cargo al presupuesto aprobado a los ejecutores de gasto responsables para el ejercicio fiscal en curso y subsecuentes, por lo que no se autorizarán montos adicionales.

Por otras parte, las y los diputados avalaron en lo general y particular, el dictamen a la minuta que establece la obligación de los impartidores de justicia federales y locales, de poner a disposición del público el texto íntegro de todas las sentencias emitidas.

El documento aprobado por 351 votos a favor y cero en contra, reforma la Ley General de Transparencia y Acceso a la Información Pública y argumenta que en la actualidad no se prevé figura jurídica que imponga dicha obligación.

Los impartidores de justicia de los poderes judiciales federal y de las entidades federativas contarán con 180 días a partir de la entrada en vigor del decreto, para iniciar la difusión de las versiones públicas del texto íntegro de las sentencias emitidas.

El texto refiere que la transparencia de todas las sentencias es un medio fundamental para combatir la corrupción en el Poder Judicial y exigir la rendición de cuentas sobre el desempeño de las funciones de jueces y magistrados.

Asimismo, advierte que si las sentencias no se hacen públicas, no se conocerán las prácticas discriminatorias y estereotipadas de algunos jueces, que afectan sobre todo a las mujeres y tampoco se podrá monitorear la impartición de justicia, ni la pertinencia de la carrera de jueces y juezas.

Finalmente, por mayoría calificada de 86 votos, el pleno del Senado de la República designó a Rubén Lara Patrón magistrado de la sala regional especializada del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF). 

El nuevo magistrado rindió protesta del cargo, en el acto. 

La Cámara Alta hizo el nombramiento tres años después ya que heredó el asunto de la LXIII Legislatura.