El presidente Andrés Manuel López Obrador dijo que la Fiscalía General de la República (FGR) debe investigar las actas del Consejo de Administración de Petróleos Mexicanos (Pemex) durante la gestión de Emilio Lozoya Austin, a fin de determinar quiénes de sus integrantes votaron en favor de la compra -con sobre costo- de la planta de Agro Nitrogenados.

Fabiola Navarro, directora del Observatorio de la Corrupción e Impunidad de la UNAM, en su estudio jurídico denominado “Juicio para Emilio Ricardo Lozoya Austin”, mostró la radiografía de los funcionarios y personas que participaron en el Consejo de Administración de la petrolera nacional durante la gestión de Lozoya.

La experta en derecho vinculado a temas de corrupción expresó que las autoridades judiciales están en posibilidades de, por lo menos, citar a comparecer a integrantes del Consejo de Administración de Pemex en la gestión de Lozoya Austin, entre ellos Pedro Joaquín Coldwell, exsecretario de Energía y presidente del Consejo; así como Luis Videgaray, exsecretario de Hacienda y Crédito Público, y entonces consejeros de gobierno, Lourdes Melgar, exsubsecretaria de Hidrocarburos; Juan José Guerra Abud, exsecretario de Medio Ambiente ; e Ildefonso Guajardo, exsecretario de Economía.

Además de los cinco consejeros independientes nombrados por el entonces presidente Enrique Peña Nieto y ratificados por el Senado: Jorge Borja Navarrete, actual consejero de Pemex y exdirector general de ICA Fluor; Jaime Lomelín Guillén, consejero de Grupo Peñoles; Carlos Elizondo Mayer-Serra, profesor investigador del CIDE; Octavio Pastrana Pastrana, socio principal de Ictineo Infrastructure y expresidente de British Petroleum en diversos países, y Alberto Tiburcio Celorio, expresidente de Ernst & Young.

La mañana de este jueves 6 de agosto, el presidente López Obrador consideró que la FGR debe realizar una revisión a las actas de sesión del Consejo de Administración, ya que podrán dar luz sobre quiénes y por qué avalaron la compra de la planta de fertilizantes en desuso.  

“En todos los consejos de administración de las empresas públicas se levantan actas, hay un orden del día, se va tomando nota de la intervención de cada consejero y se apunta también sobre la postura de cada consejero, y al final se vota y se sabe también por las actas que deben de existir quiénes votaron a favor, quiénes votaron en contra.

“En este caso tengo entendido que la mayoría votó a favor, por eso se aprobó lo de la compra de la planta de fertilizantes, pero también hubo quienes votaron en contra, que eso es también importante, y sobre todo en las actas debe de aparecer por qué no estuvieron de acuerdo”, planteó el mandatario federal.

Pemex argumentó que la compra de la planta le significó un deterioro financiero por 4,206 millones 652,220 pesos, más 578 millones de pesos que destinó para capitalizar a Agroindustrias. Adicionalmente argumentó que tuvo un impacto negativo en su patrimonio por haber destinado a la fecha 150 millones 862,375 dólares.

El presidente López Obrador sostiene que Pemex pagó 200 millones de dólares superior a lo que en realidad costaba la planta.

[email protected]

kg