El presidente Andrés Manuel López Obrador descalificó esta mañana a Fitch, que bajó la calificación de bonos en pesos y dólares de Petróleos Mexicanos (Pemex).

“Es muy hipócrita lo que hacen estos organismos, que permitieron el saqueo, que avalaron la llamada reforma energética, que sabían que no llegó la inversión extranjera y que no se incrementó la inversión en Pemex, y que eso fue lo que produjo la caída en la producción petrolera. Y nunca dijeron nada, guardaron un silencio cómplice y ahora que estamos recuperando a Pemex salen con sus recomendaciones o tratando de calificar sobre el desempeño de Pemex".

“Los inversionistas con ética saben muy bien que Pemex es una empresa sólida porque ya está manejada con honestidad’’, respondió a pregunta específica sobre la baja en la calificación durante su conferencia matutina en Palacio Nacional.

López Obrador cuestionó si la calificadora tomó en cuenta, al emitir su calificación, la variable que representa el combate al robo de combustibles por parte de su gobierno o la no devolución de impuestos a empresarios que así lo solicitan.

“A ver, la calificadora ha tomado en cuenta, como dicen los tecnócratas, ¿esta variable?

¿Tomó en cuenta esta calificadora que por la intervención del gobierno nos vamos a ahorrar 30,000 millones de dólares que teníamos que haber devuelto, como era la mala costumbre de quienes estaban solicitando que se les regresara el Impuesto Sobre la Renta (ISR)?"

“Nosotros vamos a fortalecer a Pemex, se van a fortalecer las finanzas publicas. ¡Claro que no les gusta!"

“Imagínense, si imponen una política económica 36 años, se dedican a saquear, a robar, a empobrecer al pueblo, y luego hay un cambio, pues están molestos, inconformes y tratan de desprestigiarnos cuando ahora México tiene mucha fortaleza por su autoridad moral’’.

López Obrador se jactó de que los mexicanos están orgullosos de que combata el fenómeno de la corrupción por parte de su gobierno.

“Al interior del país la gente se siente orgullosa de que se está enfrentando el problema de la corrupción, y en el mundo somos un ejemplo por lo que se está haciendo de no permitir la corrupción’’.

Desde su perspectiva, Pemex está mejor hoy que en los últimos 30 años porque su principal problema era la corrupción, que ya se combate.

“Fue una empresa saqueada durante el periodo neoliberal, de las empresas más saqueadas del mundo, con más corrupción en el mundo, y se esmeraron estos tecnócratas corruptos en destruir Pemex pero por fortuna, como una bendición, el pueblo de México decidió que se llevara a cabo un cambio para sacar al país de la crisis, de la corrupción y rescatar a Pemex".

“Y lo vamos a lograr. Por eso Pemex tiene mucha fortaleza, no les alcanzó a estos ambiciosos para terminar de destruir Pemex, sólo pudieron entregar el 20% del potencial de Pemex, del potencial que significa la riqueza petrolera de la nación.

“Es como cuando entra una banda de malhechores a un banco y empiezan a robarse el dinero de las bóvedas y suena una alarma, eso fue la elección del 1 de julio, y se llevan lo que pueden pero salen huyendo. Pero no alcanzaron a llevarse todo. Lo que dejaron es suficiente como para sacar adelante a Pemex y al país’’.

[email protected]