Los precios del petróleo cayeron 2% después de que la Agencia Internacional de Energía (AIE) estimó un superávit para el mercado en el primer semestre de este año, lo que fue suficiente para borrar las preocupaciones por las paralizaciones de complejos de energía de Libia.

El crudo Brent retrocedió 1.38 dólares, 2.14%, a 63.21 dólares el barril, tras haber perdido 0.3% el martes. Los futuros del petróleo WTI de Estados Unidos descendieron 1.64 dólares, 2.81%, a 56.74 dólares el barril. El día anterior, el referencial norteamericano bajó también 0.3 por ciento.

Por su parte, la mezcla mexicana de exportación bajó 2.48%, 1.36 dólares, a 53.43 dólares.

El precio de la gasolina en Estados unidos cayó 3.48%, a 1.5796 dólares el galón.

El jefe de la AIE, Fatih Birol, dijo que expertos del mercado prevén un superávit de 1 millón de barriles por día (bpd) para el primer semestre de este año.

“Estimo que habrá una abundancia de suministros energéticos en términos de petróleo y gas”, señaló Birol a Reuters en el Foro Global de Mercados el martes, realizado en el marco de la reunión del Foro Económico Mundial en Davos.