El fabricante de ropa deportiva alemán Adidas aumentó un 60.5% su beneficios neto en el 2016, por encima de las expectativas de los analistas, según datos difundidos este miércoles por la empresa.

El anuncio repercutió rápidamente en la bolsa de Fráncfort, donde la acción de Adidas subía cerca de un 8 por ciento.

En el 2016 el beneficio neto fue de 1,020 millones de euros (unos 1,070 millones de dólares), anunció un comunicado la compañía, que indicó además que espera seguir mejorando resultados en el 2017.

En 2016 Adidas facturó 19,300 millones de euros, un aumento del 14% con relación al 2015.

El beneficio de explotación aumentó por su parte en 41%, hasta 1,500 millones de euros.

El incremento de las ventas se debe sobre todo a la marca de ropa deportiva Adidas y, en menor medida, a Reebok, que forma parte del grupo desde el 2005.

En cambio, las ventas de la marca de equipamiento para golf TaylorMade volvieron a retroceder.

Adidas anunció la distribución de un dividendo de dos euros por acción, frente a los 1.60 del 2015, lo que representa un aumento del 25 por ciento.

erp