Durante el año pasado las entidades federativas recibieron 26,331.8 millones de pesos por el fondo del Impuesto Especial sobre Producción y Servicio (IEPS) que se cobra en la gasolina, lo que significó una reducción real de 2.9%, respecto de lo que percibieron en el 2015, de acuerdo con información de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP).

De las 32 entidades, 18 presentaron reducciones en estos recursos, como es el caso de Hidalgo, que tuvo la disminución anual más pronunciada, de 41.3%, con lo que obtuvo 513.2 millones de pesos.

Campeche, en segundo lugar, registró una disminución de 20.0%, por lo que recibió de la Federación 193.0 millones de pesos.

José Luis de la Cruz, director del Instituto para el Desarrollo Industrial y el Crecimiento Económico (Idic), comentó que lo anterior se debió, principalmente, a que en el segundo semestre del 2016 los precios de la Magna, Premium y Diesel se mantuvieron en sus niveles máximos, por lo que el consumo se pudo reducir.

Al final del día lo que intervino sobre un menor consumo fue que los precios incrementaron de manera significativa, por lo que recibieron menos recursos. Los precios elevados dividieron el consumo en algunos estados y en donde además la propia actividad económica pudo ser menor .

Tabasco fue la entidad que registró el incremento más alto por los recursos que perciben del IEPS a gasolina, con un avance de 7.8% a tasa anual real, que significó recursos por 1,037.7 millones de pesos.

El Fondo de Extracción de Hidrocarburos, que entrega recursos a los estados petroleros del país, registró una reducción de 38.4%, con lo que sólo entregó 3,985.6 millones de pesos.

El estado más afectado fue Veracruz, ya que percibió 272.3 millones de pesos, una reducción de 51.9% anual real.

Los fondos están diseñados para asignarse a todas las entidades y transferir la riqueza petrolera entre estados que no necesariamente son petroleros. Lo más probable es que estos estados no hayan tenido una buena distribución durante el 2015, y para el 2016 les incrementó estos recursos por su actividad económica y su población , explicó De la Cruz.

Los recursos que se entregan a los estados y municipios a través del Fondo del Impuesto Sobre la Renta (ISR) registraron un incremento de 72.0% a tasa anual real; en el 2016 se repartieron recursos por 54,080.4 millones de pesos.

Ningún estado presentó reducciones en los recursos que percibe de este fondo; Campeche mostró el menor aumento anual.

elizabeth.albarran@eleconomista.mx