Televisión Azteca e Imagen Televisión no son las únicas televisoras que han comenzado a llevar a sus señales noticiosas ADN 40 y Excélsior TV a la escala nacional.

Grupo Televisa también empezó a construir una vía para que Gala TV se mire en los hogares de prácticamente todo México, pero como una nueva alternativa de entretenimiento adicional a los canales 5 y 7 que se originan en la capital y a otros canales con señal piloto en estaciones locales.

Desde mediados de año el Canal 9, más conocido como “Gala TV”, ha empezado a aparecer en los televisores de distintas ciudades de toda la República, como resultado de un plan con el que Grupo Televisa intentaría llevar más lejos a ese concepto a través del multiplexeo de señales y la reconfiguración de canales ya existentes bajo la nueva marca.

Esto, sostienen especialistas, como una manera con la Televisa pueda ganar y mantener cuotas de audiencia en aquellos lugares donde Gala TV sea la novedad y al mismo tiempo, capitalizar el ahora alcance de esa señal como uno de tipo nacional para vender con mejor provecho los tiempos aire.

“Por mucho tiempo el sentido de la venta publicitaria ha estado en torno al prime time; a la película del prime time o en la telenovela de prime time y el box del prime time, pero es hora de que se empiecen a generar otro tipo de objetivos para allegar recursos ante los nuevos retos que suponen la convergencia y aparición de nuevos hábitos de consumo de contenidos”, plantea Jorge Fernando Negrete Pacheco, analista en Mediatelecom Policy & Law.

Televisa puede identificar que la configuración de una nueva cadena nacional con Gala TV repercutiría en que las políticas regulatorias  en materia de must carry y must offer alcanzarán a ese canal, con impactos entonces los ingresos de Televisa por la venta de canales a los sistemas de TV de paga.

“Es un ingreso menos allí, pero también es un ingreso más en otro rubro: entre más cobertura tenga, es un ingreso más por publicidad. Con mayor cobertura, inclusive (TV Azteca y Televisa) pueden cobrar la publicidad como una de escala nacional”, había comentado Salomón Padilla, líder de empresarios cableros agrupados en la Asociación de Telecomunicaciones Independientes de México (ATIM)

A la fecha más de una docena de canales del centro-norte y del sureste del país fueron reconvertidos a la señala de Gala TV, con lo que ese producto se expandió hasta en 18 nuevos canales en 2017.el 

Como ejemplo, el Instituto Federal de Telecomunicaciones avaló el 22 de noviembre pasado que el concepto “Sureste TV”,  de San Cristóbal de las Casas, cambiara de nombre a “Gala TV”, mientras que en San Luis Potosí consintió también que Televisa multiplexara el canal 34 para dar cabida a Gala TV y a Canal 5, llevando más lejos a ambas señales en su intención de convertirse en cadenas nacionales, para el caso de Gala TV.

“Eso es algo que ya ha estado haciendo TV Azteca, y Televisa ya empieza a generar más contenidos para otras plataformas; a configurar una señal nacional con Gala TV e incluso para competirse a sí mismo con una cadena nacional contra otras de sus cadenas por la atención del público. Lo que pierda en audiencia el Canal 2, bien lo podría ganar el 9 y todavía podría sacarle provecho al tema de cobertura”, añade Jorge Fernando Negrete Pacheco, de Mediatelecom Policy & Law.