Ante una mayor integración sindical -Estados Unidos y México- que permite el tratado comercial, es importante que se informe de manera adecuada los avances en la implementación de la reforma laboral, sobre todo ante la administración del presidente Joe Biden, quien tiene en su agenda nacional el capítulo laboral del T-MEC como prioritario.

Así lo comentaron participantes del Comité Laboral que se encarga de analizar los avances que México reporta respecto a las adecuaciones que se acordaron en la firma del tratado comercial con Estados Unidos y Canadá, como es el caso de la legitimación de los contratos colectivos, y del cumplimiento de la libertad sindical.

En el marco del Foro Internacional Laboral “Las Voces de los Expertos sobre los Retos del Trabajo Actual”, organizado por Coparmex, los integrantes de dicho comité, Steve Hirschfeld y Philip A. Miscimarra, expusieron que será importante que los especialistas que reportan al Congreso estadounidense cuenten con información exacta sobre los asuntos laborales en México.

“Estamos interesados en tener información de todas partes: sindicatos, empleados y patrones ya que será importante que el Comité Laboral expertos escuche todas las voces. Hemos identificado que esta relación política entre el gobierno y los sindicatos de los Estados Unidos; entonces, es por ello que les digo que tenemos que tener mucho cuidado en dar cumplimiento a los acuerdos firmados”, expuso Philip A. Miscimarra.

En ese sentido, expusieron que cada vez se tiene una economía más globalizada, “el objetivo de la mano de obra organizada, hasta donde yo recuerdo, ha sido lograr el tener contratos colectivos de trabajo multinacionales, he manejado estos asuntos desde hace más de 40 años y ha sido algo alusivo para cualquier sindicato, el poder lograrlo”.

Contratos colectivos globales

En las últimas semanas, comentó Óscar de la Vega, socio de DMAbogados, ha habido mayor presencia de organizaciones sindicales americanas, ante ello, cuestionó sobre la posibilidad de que los sindicatos de estadounidenses puedan lograr acuerdos marco de referencia ante compañías globales.

Al respecto, Steve Hirschfeld comentó que “no lo veo en el corto plazo, pero si nosotros analizamos un acuerdo colectivo de trabajo donde tenga estipulaciones que no tenga que ver con beneficios, por ejemplo, cómo tratar a los empleados, ahí sí yo creo que sí ahí vamos a ver cómo se toma prestado este proceso para México y haya una presión de los sindicatos estadounidenses de tener tal tipo de marco de referencia”.

Agregó que los acuerdos marco no se pueden dar en temas de salario o beneficios adicionales; no obstante al alinearse los procedimientos, es probable que las organizaciones sindicales mexicanas se vuelvan más exigentes; por ello, es muy importante que “nos familiaricemos con los procedimientos y con las estipulaciones legales porque finalmente esto será solicitado en México”.

kg