En medio de pandemia por el Covid-19, alrededor de 5,000 productores de leche enfrentan una situación complicada por el retraso de Liconsa en el pago de producto, lo que además complica la entrega de pedidos ya programados, alertó Vicente Gómez Cobo, presidente de la Federación Mexicana de Lechería (Femeleche).

“Hemos tenido problema con algunos productores que entregaron a Liconsa, se han empezado a atrasar en los pagos con los productores y eso nos está generando problema de flujo. Han entregado la leche bien, pero no les están pagando en tiempo y eso está haciendo que se retrasen con sus proveedores”, expuso el directivo.

De acuerdo con Gómez Cobo existen cerca de 5,000 productores encargados de entregar el alimento a Liconsa y que estarían en riesgo por el retraso de hasta un mes en el pago; cabe resaltar que los lecheros otorgan entre dos y tres semanas de gracia a la dependencia para poder cubrir el adeudo.

“Si normalmente les pagan en cuatro semanas, más dos o tres de retraso (...) les deben aproximadamente un mes y medio”, puntualizó Femeleche.

En entrevista con El Economista, refirió que informaron a la Secretaría de Agricultura, a la Secretaría de Economía, Secretaría de Hacienda y a Presidencia de la República del problema de colocación de leche y la necesidad de su intervención para realizar el pago de los litros de leche que ya se tenían comprometidos.

“No vemos señales de Hacienda de liberar los recursos para que puedan hacer las compras que ya teníamos comprometidas en programas hacia adelante”, señaló.

Expuso que la leche que entregaban para desayunos escolares en los DIF estatales comienza acercarse a su fecha de vencimiento. Por ello, entablaron comunicación con ellos a nivel Estado y Ciudad de México para continuar repartiendo el alimento.

“Se ha hablado con varios de los DIF del Estado y Ciudad de México para que esta leche que se usaba se les reparta, porque los niños siguen desayunando”, mencionó.

De acuerdo con la Femeleche, existe producto suficiente durante la cuarentena, pero el mercado de lácteos ya comenzó a presentar alteraciones, pues en algunos puntos existen cuellos de botella.

[email protected]