Con el objetivo de impulsar la autosuficiencia de maíz en México y apoyar a los pequeños agricultores, la compañía UPL impulsa el programa social “Dos tortillas para la autosuficiencia” en zonas marginadas de Guanajuato, donde se brinda apoyo a los productores que cultivan maíz y no tienen recursos ni conocimientos para tener una buena productividad.

“Con esta iniciativa ayudamos a productores y llevamos tecnología a sitios marginados, esa es nuestra manera de contribuir y ayudarlos para que tengan una mayor productividad y mejor conocimiento del manejo de cultivo con tecnologías diferentes”, comentó en entrevista Maurilio Flores, director de Desarrollo Técnico y Regulatorio para UPL México y Cuba. “La autosuficiencia alimentaria es para que los productores tengan mayor rendimiento y mejores recursos porque parte de ese maíz es para alimentarse”, añadió.

La iniciativa de la compañía se realiza directamente con productores para brindarles herramientas para que generen una mayor productividad y que parte de la cosecha que utilizan para alimentarse, también la puedan comercializar y generar ingresos. La estrategia de UPL consiste en darles semillas de maíz y productos para brindarle buen mantenimiento al cultivo, como herbicidas, insecticidas o fungicidas, así como el equipo para protegerse al aplicarlo, con la finalidad de generar una mejor producción, al inicio de la siembra se les explica y asesora técnicamente a los productores para que ellos puedan sembrar, posteriormente se les realizan visitas durante el proceso de cultivo como seguimiento.

El programa que surgió en el sureste de Chiapas, y estuvo apoyando durante tres años a los productores de la región, ha beneficiado en esta etapa a 22 productores de Guanajuato. UPL busca dar impulso y apoyo a otras zonas, pues una vez que se abre un área de oportunidad la empresa brinda un seguimiento para que al final del acompañamiento se contribuya a impulsar la autosuficiencia de maíz en México.

Cabe destacar que los resultados y comentarios que han recibido han sido benéficos “al terminar la cosecha realizamos una reunión para que los productores nos platiquen como se sintieron y el beneficio que obtuvieron y los testimonios son muy favorables, la enseñanza y oportunidad les agrada por ello para nosotros es grato apoyar estas actividades sociales, lo más importante es seguir y beneficiar a quienes lo requieran”, puntualizó Maurilio Flores.