De acuerdo con su calendario interno de trabajo y por mandato constitucional, el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) tiene hasta el 9 de febrero para presentar un plan de reorganización del espectro disponible en México y también para plantear el mejor uso para cada una de las bandas de frecuencias, conforme a los beneficios para los usuarios que arroje la naturaleza de cada una.

Además de definir con plenitud el uso las bandas de los 2.5 Gigahertz (GHz) y de los 700 Megahertz (MHz), ambas ahora en proceso de recuperación o de reordenamiento, el regulador también debe definir el futuro de los 30 MHz considerados como sobrantes en la Licitación 21.

Más importante, también debe poner las bases para lo que será el nuevo uso de los anchos de banda que van de los 501 a los 698 MHz, un paquete de 306 señales, cada una con seis Megahertz de capacidad de transmisión de información, que son aptas para los servicios móviles, pero que ahora son operados por las televisoras.

Las bandas de 500 y de 600 MHz han sido utilizadas para la transmisión de televisión abierta en las 93 ciudades del país donde parte de su espectro ha sido asignado a alguna televisora.

De los 306 canales en operación, 131 transmiten a través de la banda de 600 MHz y el resto por la de 500 MHz. Las señales en cuestión van del canal 38 al 51 en los televisores de los mexicanos. En la banda de 2.5 GHz había 13 canales de TV.

En junio del 2012, la extinta Comisión Federal de Telecomunicaciones (Cofetel) planteó como una necesidad la limpieza de la banda de los 600 MHz y fijó como consideración para nuevo uso a la banda de los 500 MHz. A ambas entonces las consideró como la reserva de espectro para su explotación en futuros servicios de comunicación móvil.

Estas dos bandas vendrían a significar un soporte cuando en el 2018 la banda de 700 MHz entrara en operación y se acercara a la saturación debido a la creciente y constante explosión de datos que generan los usuarios con sus equipos móviles, y que se verá acentuada cuando el refrigerador, la lavadora y el auto se encuentren interconectados entre sí, el llamado Internet de las cosas.

La Cofetel estimaba que sería en el 2013 cuando adjudicaría el espectro recuperado del 2.5 GHz y el IFT fija la fecha para el 2016, mientras que para la banda de 700 MHz la fecha es prácticamente paralela, pero no ha establecido plan alguno para las bandas de 500 y 600 MHz, debido a que el regulador se encuentra más enfocado en el apagón analógico, el cual liberará espectro para servicios 4G.

En aspectos técnicos, la banda de los 600 MHz va de los 614 a los 698 MHz, es considerada por organismos del sector como el siguiente dividendo digital y la misma ha comenzado su proceso de recuperación en otros países. En España o Brasil estos procesos han iniciado desde el 2012 con resultados dispares y confrontaciones entre reguladores, televisoras y telefónicas.

México enfrenta obstáculos para recuperar las bandas de 2.5 GHz y de 700 MHz y todavía no tiene plan para la de 600 MHz.

Durante el 2012, la Cofetel estimó que sería en el 2015 cuando se recuperaría y adjudicaría el espectro de los 600 Megahertz. El tiempo escasea para cumplir con este propósito, en manos ahora del IFT, pues aún no se han logrado pláticas con los concesionarios de esas señales.

Vamos a tener que ver toda una estrategia del regulador para negociar con las televisoras… la recuperación de este espectro no ha sido nada fácil. Ninguna recuperación ha sido fácil, pero en esta banda hay muchos canales y eso dificultará la limpieza de la banda , dijo Jorge Fernando Negrete, director general en Mediatelecom Policy & Law.

Para acelerar el reordenamiento de esta banda, el IFT puede utilizar estrategias de negociación como el movimiento de los canales hacia otras frecuencias de la misma u otras bandas y en el proceso de licitación, instar a los postores de eventuales licitaciones pro este espectro a indemnizar a los concesionarios de televisión que actualmente operan estas señales.

En el peor de los escenarios, el IFT podrá aplicar la figura del rescate de frecuencias, conforme las facultades que le otorga la reforma constitucional.

También, el Instituto Federal de Telecomunicaciones puede poner a su área de regulaciones en materia de espectro a formar un plan de negociación para la recuperación de ambas bandas. El IFT puede mirar los ejemplos de Colombia o Brasil, donde para este caso en específico crearon una comisión, porque sabían allí los reguladores que no sería nada sencillo quitar este espectro a las televisoras , comentó el jefe de Mediatelecom.

Ahora parece lejano pensar en esa licitación, si apenas van por la banda de 700 MHz, pero la explosión de información crece más cada día , añadió el analista.

Según la fabricante de equipos de telecomunicación Ericsson, 90% de los usuarios de telefonía móvil en la ciudad de México, por ejemplo, utilizan su teléfono para acceder a Internet y 34% lo usa por más de tres horas al día, según datos a agosto del 2014.

La demanda va a la alza, dado que 58% consume videos y otro 42% intenta ya realizar videollamadas, lo que obligará al gobierno y empresas del sector a expandir la infraestructura de telecomunicaciones, al menos en la zona del Valle de México. Y Ericsson añade, 39% de los usuarios quiere tener acceso a Internet en todo lugar .

En el 2018, la red compartida que se genere entre la red de fibra óptica de la CFE y la banda de 700 MHz deberá estar prestando servicios móviles de nueva generación en México y para ese año también deberá estar en proceso la nueva puesta en operación de la banda de los 600 MHz como dividendo digital, a fin de que las redes no presenten continuos fallos.

Las televisoras, apuntó Jorge Fernando Negrete, se van a enojar con las telefónicas, porque éstas necesitan mucho espectro y no van querer dejarlo tan fácil, pero al final los que demandan los servicios de telecomunicaciones son los usuarios y el regulador tendrá que prepararse para otra tanda de dolores de cabeza, porque al final son ellos, los usuarios, los que necesitan el espectro .

El otro dividendo digital

nicolas.lucas@eleconomista.mx

mfh