El Tesoro de Estados Unidos cedió todos sus títulos ligados a los préstamos hipotecarios garantizados por Fannie Mae y Freddie Mac que había comprado durante la crisis, anunció este lunes el organismo.

El Departamento del Tesoro informó en un comunicado que el Estado recuperó los 250,000 millones de dólares que había gastado en la operación y que obtuvo ganancias por 25,000 millones de dólares por la reventa de los títulos.

El éxito de la venta de estos títulos marca una nueva etapa en la finalización de los esfuerzos implementados por el estado en la urgencia de la lucha contra la crisis financiera", estimó el Tesoro en un comunicado.

Fannie Mae y Freddie Mac fueron colocados bajo la tutela estatal en septiembre de 2008 ante el riesgo de colapso debido a su fuerte endeudamiento.

El Estado federal les concedió una línea de crédito ilimitada para superar la crisis y entre 2008 y 2009 compró una importante cantidad de acciones adosadas a préstamos hipotecarios para permitirle que siguiera financiándose y para apoyar al mercado inmobiliario.

Según el Tesoro, el costo del rescate de Fannie Mae y Freddie Mac alcanzaba los 151,000 millones de dólares para los contribuyentes estadounidenses antes de que se anunciara que la operación de venta de las acciones arrojó ganancias.

La ayuda pública a Fannie Mae y Freddie Mac fue un pilar de la política expansiva de Washington para reactivar la economía. Estos dos organismos poseen o garantizan más del 40% de los préstamos inmobiliarios del país.

RDS