Mario Draghi, presidente del Banco Central Europeo (BCE), cree que las economías de la zona euro y del Reino Unido están resistiendo bien las incertidumbres generadas por el voto de los británicos a favor de la salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE). Sin embargo, Draghi advierte también que el impacto real del Brexit dependerá de las negociaciones y su resultado, por lo que ha instado a las partes a aclarar cuanto antes el proceso negociador.

De momento, la zona euro ha capeado las secuelas del resultado del referéndum con alentadora resistencia, en parte gracias a los preparativos de los bancos centrales y los supervisores en ambos lados del Canal (...) En el Reino Unido, la actividad económica también se ha mantenido bastante resistente, gracias al robusto crecimiento del consumo , afirmó Draghi en una comparecencia ante el Parlamento Europeo.

Sin embargo, el presidente del BCE ha advertido que la incertidumbre parece haber afectado a la inversión en Reino Unido y a la cotización de la libra esterlina, para añadir después que en general, se espera que la actividad económica en Reino Unido se desacelere .

Si bien Draghi cree que los riesgos a corto plazo se han mitigado, todavía quedan por lidiar los riesgos a medio y largo, que dependerán de cómo negocien las partes: Es difícil predecir las implicaciones económicas precisas de la salida del Reino Unido de la UE. Éstas dependerán notablemente del momento, el progreso y el resultado final de las próximas negociaciones. Por eso es importante tener claridad en el proceso negociador tan pronto como sea posible, para reducir la incertidumbre .

El italiano ha explicado también cuáles son esos riesgos: Una economía del Reino Unido menos abierta, en términos de comercio, migración e inversión directa internacional , que tendrían un impacto negativo en la innovación, la competencia y la productividad y el crecimiento potencial de las economías.

Según Draghi, este impacto lo notaría sobre todo el Reino Unido, pero también acabaría afectando de forma limitada al resto de los socios, especialmente a aquellos con los que comparte más lazos económicos.