La infraestructura necesaria para la operación y funcionamiento de vehículos eléctricos cada vez está creciendo en nuestro país. En esta ocasión Siemens anunció que introducirá en México uno de los sistemas más avanzados del mundo para la recarga de baterías.

Se trata de su dispositivo VersiCharge AC Series, la última generación de sus cargadores que están diseñados para uso residencial y comercial, es decir, que pueden ser instalados en edificios de departamentos, casas o centros de trabajo, entre otros. Por esta razón es que cuenta con la gran ventaja de que puede interactuar con el administrador de las redes eléctricas de los lugares en donde opere. Esta función es esencial porque evita la recarga de las redes eléctricas además de que reduce el gasto en energía. Es compatible con sistemas de control y administración de carga como Siemens Desigo y otros más de terceros. En los momentos de mayor demanda, las redes se pueden sobrecargar, un fenómeno que podría ocasionar una falla en todo el sistema. Por esa razón los proveedores de energía tienen tarifas especiales en los periodos en los que la demanda es menor.

Siemens señala que se trata de la tercera generación de este tipo de cargadores de corriente alterna mismos que cuentan con la certificación UL / cUL así como con una potencia de 11.5 kW en carga de corriente alterna así como la posibilidad de configurarse de diferentes formas para aplicaciones en multifamiliares, centros de trabajo y servicios públicos.

Otras de las características que lo hacen muy conveniente es que puede instalarse en la pared o de tipo pedestal, y que mediante una aplicación puede monitorearse su funcionamiento, desde el nivel y tiempo de carga, administrar el horario de abastecimiento, entre otros. Finalmente pueden trabajar con cualquier marca automotriz que comercialice autos eléctricos recargables en México.

La serie de cargadores VersiCharge AC Series está conformada por 8 modelos, cada uno con características y prestaciones distintas para que puedan adaptarse de mejor forma a las necesidades comerciales y residenciales; los precios de cada uno dependen de su tipo y del distribuidor donde se adquiera. Es importante aclarar que Siemens no se encarga de la instalación de la red eléctrica necesaria para la operación del cargador pero los distribuidores pueden dar el contacto de un proveedor.

marcos.martinez@eleconomista.mx