Las sofoles y sofomes que no pertenecen a un grupo financiero si bien no son supervisadas por la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) para evitar operaciones de lavado de dinero, sí están siendo vigiladas directamente por la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP), aseguró Carlos Castillón, presidente del Comité Jurídico de la Asociación Mexicana de Entidades Financieras Especializadas (Amfe).

La iniciativa de ley federal para la prevención e identificación de operaciones con recursos de procedencia ilícita, aprobada por el Senado al regular el tipo de operación que realizas, nos incluyen a todos los intermediarios financieros, lo que aunado a las disposiciones previas emitidas por la SHCP complementa el marco jurídico de las sofoles y sofomes , dijo el directivo.

Las sofoles y sofomes no reguladas (no supervisadas por la CNBV)están siendo reguladas por distintas disposiciones emitidas por la SHCP directamente, como la emitida el pasado mes de marzo pasado, en la cual la norma establece que las entidades deberán elaborar y observar una política de identificación del cliente adecuada que permita saber de la persona cuando menos su nombre completo, la fecha y país de nacimiento, ocupación, profesión, actividad o giro del negocio al que se dedique el cliente, domicilio particular en su lugar de residencia, número de teléfono(s) en que se pueda localizar, así como el correo electrónico, la CURP y el RFC (con homoclave) cuando disponga de ellos.

Castillón explicó que la SHCP vigila que las sofoles y sofomes que no pertenecen a un grupo financiero no lleven a cabo operaciones de lavado de dinero, a través de mecanismos de fiscalización tributaria federal, mientras que las entidades reguladas son vigiladas por la CNBV con distintos elementos de supervisión como pueden ser las visitas y revisión de las operaciones financieras de estas entidades.

La nueva ley que se está discutiendo en el Congreso no será una carga extra para nuestros agremiados, ya que se tienen políticas y prácticas inhibitorias previas que ya se aplican desde el nacimiento de las entidades, además de las reglamentaciones que ya se deben de seguir , agregó Castillón.

Carlos Rahmane, presidente de la Asociación de Sociedades Financieras de Objeto Múltiple, aseveró que las nuevas normas no tendrán una afectación significativa para sus agremiados, ya que están preparados para esas medidas.

Montos máximos permitidos

Los montos máximos permitidos para diferentes operaciones comerciales en efectivo que el Senado modificó son:

Transmisión de propiedad o constitución de derechos reales sobre bienes inmuebles con valor superior al equivalente a 1 millón de pesos.

Transmisiones de propiedad o constitución de derechos reales sobre vehículos, nuevos o usados, ya sean aéreos, marítimos o terrestres, relojes, joyería, metales preciosos y piedras preciosas, ya sea por pieza o por lote, así como sobre obras de arte por un valor superior al equivalente a 200,000 pesos.

Adquisición de boletos que permitan participar en juegos con apuesta, concursos o sorteos, así como la entrega o pago de premios por haber participado en dichos juegos con apuesta, concursos o sorteos por un valor superior al equivalente a 200,000 pesos.

Prestación de servicios de blindaje para cualquier vehículo de los referidos en el inciso b) anterior o para bienes inmuebles por un valor superior al equivalente a 200,000 pesos.

Transmisión de dominio o constitución de derechos de cualquier naturaleza sobre los títulos representativos de partes sociales o acciones de personas morales por un valor superior al equivalente a 200,000 pesos.

Constitución de derechos personales de uso o goce de cualquiera de los bienes antes referidos por un valor superior al equivalente a 200,000 pesos.

[email protected]