Ante la incertidumbre y las tensiones que se viven en el sistema financiero por la pandemia del Covid-19, el Consejo de Estabilidad del Sistema Financiero informó que se tomarán las medidas necesarias para mantener la liquidez y la estabilidad financiera del país.

Dicho Consejo, que se conforma por el secretario y subsecretario de Hacienda, por el gobernador y dos subgobernadores del Banco de México, y de los presidentes de las Comisiones reguladoras de diferentes servicios financieros, se mantendrán evaluando las condiciones de los mercados financieros y la economía nacional para adoptar, en caso necesario las medidas que contribuyan a fortalecer al sistema financiero.

En un comunicado, el Consejo reconoce que, la rápida propagación del Covid-19 alrededor del mundo y el severo impacto sobre las perspectivas de crecimiento a nivel global y nacional, han aumentado los riesgos de una marcada desaceleración económica.

Por ello, identificaron los principales retos para mantener la estabilidad del sistema financiero del país, los cuales son:

  1. Mantener el flujo de crédito que requieran las empresas, los hogares y otros segmentos de intermediación financiera.
  2. Mantener condiciones de liquidez adecuadas, tanto en moneda nacional como extranjera.
  3. Mantener condiciones de operación adecuadas en los mercados cambiarios y de renta fija.
  4. Que los intermediarios puedan administrar adecuadamente sus riesgos de mercado y crédito.
  5. Mantener el buen funcionamiento de los sistemas de pagos.

Con este panorama, el Consejo de Estabilidad del Sistema Financiero, ha llevado a cabo las siguientes medidas:

1. Para promover la oferta de crédito, el Banco de México redujo el depósito de regulación monetaria para liberar a la banca comercial 50,000 millones de pesos.

Por su parte, la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) emitió criterios contables especiales para que las instituciones de crédito puedan otorgar un diferimiento parcial o total de pagos de capital y/o intereses hasta por 6 meses.

También, la CNBV emitió una recomendación a las instituciones de banca múltiple para que se abstengan de acordar el pago de dividendos o de llevar a cabo recompra de acciones o cualquier otro mecanismo pendiente a recompensar a los accionistas con el objetivo de encauzar recursos al fortalecimiento de las propias instituciones y que cuenten con recursos para así apoyar a la economía.

2. Para mantener condiciones de liquidez adecuada, el Banco de México redujo el costo de la facilidad de liquidez adicional ordinaria para la banca comercial y la Comisión de Cambios anunció la subasta de crédito por 5,000 millones de dólares a las instituciones de crédito del país haciendo uso de los recursos obtenidos mediante la línea swap entre la Reserva Federal y el Banco de México.

3. En relación al mercado cambiario, la Comisión de Cambios incrementó el programa de coberturas cambiarias de 20,000 a 30,000 millones de dólares y ha realizado dos subastas por 2,000 millones de dólares.

4. Para mejorar la operación del mercado de renta fija, la SHCP ha realizado tres operaciones de manejo de pasivos, con tres permutas de valores gubernamentales llevadas a cabo por el Banco de México como su agente financiero.

5. Para garantizar la atención de los asegurados, la Comisión Nacional de Seguros y Fianzas (CNSF) autorizó que las instituciones de seguros puedan ampliar los plazos para el pago de primas por parte de los asegurados que lo requieran como resultado de la contingencia, sin penalización o cancelación de pólizas.

6. Todas las autoridades financieras representadas en el Consejo han tomado o están en proceso de tomar medidas de continuidad operativa temporales con la finalidad de facilitar los plazos de cumplimiento de diversas obligaciones por parte de las instituciones reguladas.

El Consejo menciona que, en caso de presentarse un periodo de mayor aversión al riesgo, la elevada volatilidad en los mercados financieros podría exacerbarse y reflejarse en una falta de liquidez, “con el riesgo de propiciar movimientos más abruptos en las variables financieras y flujos de salida de capital ante ajustes de portafolio”.

Con lo anterior, el Consejo consideró que será de mayor valor elaborar su informe anual utilizando datos al cierre de junio y no al cierre del año pasado, por lo que publicará dicho informe en el tercer trimestre del presente año.

El Consejo consideró importante profundizar en el tema del desarrollo sostenible y sus implicaciones para la estabilidad financiera, por lo que acordó trabajar en la creación de un Comité de Finanzas Sostenibles.

No dejó de mencionar que, la solidez con la que cuenta el sistema financiero será clave para hacer frente a estos choques, contribuyendo a un ajuste más ordenado de los mercados financieros nacionales y de la economía en su conjunto.