Agentes ministeriales de investigación de la PGR y PGJDF obtuvieron órdenes de aprehensión en contra de tres empresarios, dos mexicanos y un español, relacionados con delitos de lavado de dinero, evasión fiscal y vínculos con grupos del crimen organizado que ordeña ductos de Pemex.

Los mandamientos judiciales para la búsqueda, captura y presentación fueron girados por el Juzgado XXXV Penal bajo la partida 324/2012, en contra de Jorge Buelna Serrano, Tomás Tarín Pérez y Francisco Javier Rodríguez Borgio, como probables responsables en su carácter de coautores materiales, en la comisión de delitos de uso de documento falso y fraude procesal .

La orden, que consta de cinco párrafos, cuya copia posee El Economista, está firmada por el impartidor de justicia, Gilberto Cervantes Hernández, en contra de los ciudadanos mexicanos Buelna Serrano y Rodríguez Borgio, así como del español, Tarín Pérez. En el documento aparecen las direcciones donde pueden ser localizados.

La SEIDO los requiere por ilícitos formulados por la SHCP, un empresario estadounidense y relación con grupos del crimen organizado que ordeñan combustible de la paraestatal. Productos petroleros como diésel y gasolinas, que son distribuidos en gasolineras del Grupo Gasolinero México, presuntos ilícitos que surgieron después de realizar un cateo de un domicilio en Querétaro, donde la policía federal ministerial incautó documentos, computadoras, 1,525 cartuchos útiles y varios bidones con combustible. Debido a esto, los tres mencionados, que actualmente se encuentran prófugos de la justicia, forman parten de una investigación federal por el delito de robo de combustible.

Fuentes de la SEIDO, comentaron que a Rodríguez Borgio, se le investigaba desde el año pasado por una denuncia del empresario estadounidense, John Richard Long, de lavar dinero a través de los casinos Big Bola’’, equipos de futbol y expendios de gasolina.

rtorres@eleconomista.com.mx