El extitular de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), Enrique Ochoa Reza, rindió protesta como presidente del Comité Ejecutivo Nacional (CEN) del PRI para el periodo 2015-2019.

Durante su discurso en el auditorio Plutarco Elías Calles en la sede nacional del partido, el ahora dirigente insistió que el presidente Enrique Peña Nieto, es el principal activo del tricolor.

Además, destacó el liderazgo ejercido por su antecesor, Manlio Fabio Beltrones, al frente del PRI.

Dijo estar consciente la magnitud del reto que se le confió.

El PRI tiene una misión en estos momentos, no podemos ignorar el problema, no podemos culparnos entre nosotros mismos ni caer en el desánimo, no debemos renunciar a la esperanza y la responsabilidad, tenemos que abrir las puertas del partido, abrir espacio a la crítica y la autocrítica... , manifestó.

Refirió que su partido es una fuerza política de jóvenes de corazón y de ideales, de espíritu y de convicción .

Expuso que deben analizar con serenidad pero sin demoras los errores, prácticas negativas y omisiones que propiciaron las derrotas electorales del pasado 5 de junio.

Para encausar ese proceso de diálogo abierto, de crítica, autocrítica y de propuesta constructiva (...) anuncio que en los primeros 100 días como presidente del Comité Ejecutivo Nacional de nuestro partido, visitaré las 32 entidades , expuso.

Adelantó además que integrará el Comité Ejecutivo Nacional del PRI con una profunda representatividad regional y generacional , así como paritario en género.

Así mismo dijo que esta semana hará pública su declaración 3de3.

El nuevo líder del PRI expuso que su partido debe vigilar a sus miembros a fin de que rindan cuentas y se eviten actos de corrupción, por lo que propuso la creación de una Comisión Anticorrupción al interior del tricolor.

Indicó que no cabe duda de que el elemento más adverso para clase política, son las acusaciones de corrupción y de impunidad, por lo que dijo esa es la razón por la cual los partidos son cada vez menos el canal para que las demandas ciudadanas se expresen.

Cuando uno de nuestros militantes le falla a la sociedad y se corrompe, lastima profundamente al partido y a todo el resto de sus militantes y simpatizantes, nos lastima a todos , indicó.

Por lo que manifestó que el PRI tiene que ser garante de la honestidad de sus gobiernos.

Dijo que la política de comunicación social tiene que cambiar, el partido y el gobierno han estado alejados uno de otro, y eso es un error .

La falta de comunicación entre gobierno y partido nos aleja de la sociedad y le facilita el camino a nuestros adversarios políticos, ellos critican al gobierno y nosotros en ocasiones no hemos dado la batalla , indicó.