Después de concluir la Constitución de la Ciudad de México, aún quedan incógnitas sobre cómo deberán garantizar las libertades públicas, además de generar límites claros y precisos al poder, porque no se puede alcanzar un Estado ideal por decreto , consideró el especialista en temas electorales Óscar González.

El catedrático del Colegio de México (Colmex) planteó que en el proyecto de la primera Constitución de la ciudad hay una serie de artículos que ayudarán a que la Carta Magna del país tenga una renovación en cuestión de la legalización de la mariguana, eutanasia, revocación de mandato, además de un énfasis en la eliminación del fuero a todos los servidores públicos .

González enfatizó que las nuevas alcaldías que entrarán en vigor hasta el 5 de diciembre del 2018 implican un retroceso en la forma de gobernar, pero serán un modelo anticorrupción para los ciudadanos, pues ahora cada delegación tiene opacidad en su presupuesto; esto cambiará , agregó.

Los diputados constituyentes analizaron con detenimiento normas que tendrán repercusiones en el futuro, una de ellas, la implementación o concentración del poder en las nuevas alcaldías, aunque vienen en decreto en la Reforma Política.

Es un comienzo para renovar a la ciudad, ya que el presupuesto será autónomo en cada una de ellas y en ese sentido se podrá observar a grandes rasgos la corrupción, si es que hay , dice el especialista del Colmex.

Sobre los trabajos a marchas forzadas del pleno de la Asamblea Constituyente en las últimas semanas, que aprobó ocho artículos por día, el especialista comentó que los diputados tuvieron que tomarse su tiempo y dar más poder al Sistema Anticorrupción de la ciudad para no privilegiar a unos cuantos.

Hubo una gran oportunidad de incluir un órgano autónomo con más privilegios que una Fiscalía General de Justicia; además de la implementación de una norma ambiental contra las construcciones; lo hicieron todo al revés; dieron más privilegios al jefe de Gobierno y a las empresas privadas y públicas para construcción (de obras) .

Por otra parte, el jurista de la UNAM César Astudillo dijo que el Constituyente tiene 80% del proyecto original que entregó el jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera.

Añadió que el proyecto no tiene otra finalidad más que la de establecer a nivel constitucional, ya sea federal o local, diversas propuestas aprobadas .

Es plausible la aprobación de los derechos de la comunidad LGBTTTI, o el uso de la mariguana (...) aunque la oportunidad de considerar la ciudad una entidad federativa más con una Constitución moderna, era con la idea de establecer una estructura política más fuerte.

Indicó que a grandes rasgos se lograron diversas normas de inclusión social.

Los trabajos de la Asamblea Constituyente finalizaron con la aprobación de la Constitución Política de la Ciudad de México en una sesión solemne, y en los siguientes días se prevé su promulgación (específicamente este 5 de febrero).

La Carta Magna entrará en vigor el 17 de septiembre del 2018, pero en su totalidad será a más tardar el 31 de diciembre del 2020.