Caracas.- El embajador mexicano en Venezuela, Carlos Pujalte, y su esposa Paloma Ojeda, sufrieron un secuestro "express" en Caracas y fueron liberados ilesos, cuatro horas después, en la madrugada de hoy, informó el gobierno venezolano.

El gobierno de México pidió una "investigación exhaustiva" para esclarecer los hechos y el Ministerio Público venezolano anunció que designó dos fiscales nacionales para investigar el secuestro.

"Afortunadamente, esta madrugada fueron puestos en libertad y se encuentran en buen estado de salud. La Cancillería se congratula por ello", apuntó la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) de México en un comunicado conocido en esta capital.

El embajador y su esposa fueron secuestrados a la medianoche del domingo y liberados en el sector Las Mayas, al oeste de Caracas, a las 04:00 horas de la madrugada, según la nota del Ministerio Público venezolano.

Agregó que cuatro hombres fuertemente armados interceptaron el automóvil de la pareja cuando salían de una recepción en la urbanización Alta Florida, al noroeste de Caracas.

El embajador mexicano, de 58 años de edad, había asistido a una cena en la residencia de su colega de Suiza y regresaba a su casa por la Avenida Principal del Country Club en el Municipio de Chacao, al este de Caracas, cuando fue interceptado, según pudo conocer Notimex.

El Ministerio Público designó a los fiscales 46 nacional en materia Antiextorsión y Secuestro y 19 nacional, Orlando Padrón y Jairzihno Orea, de manera respectiva, para coordinar la investigación del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC).

El vehículo que conducía el embajador al momento del secuestro fue hallado por las autoridades en el sector popular Chapellín, al oeste de Caracas, y es analizado para detectar posibles rastros dejados por los captores.

"El gobierno bolivariano garantiza el esclarecimiento de este caso y la aplicación de todo el peso de la ley a los delincuentes y responsables de este vil acto", señaló el Ministerio de Relaciones Interiores y Justicia en una nota de prensa.

Según datos del Instituto Nacional de Estadística, 16 mil 917 personas fueron plagiadas entre julio de 2008 y julio de 2010, un promedio de 23 secuestros por día.

En noviembre pasado, el cónsul chileno Juan Carlos Fernández sufrió en Caracas un secuestro "express" que se extendió por dos horas y fue herido de bala antes de ser liberado.

MIF