El mercado financiero de Argentina operó este jueves con inestabilidad y nerviosismo ante las fuertes tensiones internas en la coalición de Gobierno peronista, lo que disparó la presentación de renuncias de varios ministros a días de una dura derrota electoral en las primarias legislativas.

El miércoles varios funcionarios que responden al "ala dura" del oficialismo presentaron su renuncia al presidente de centroizquierda Alberto Fernández, tras la estrepitosa derrota electoral que sufrió el Gobierno en los comicios del domingo.

Operadores coincidieron que desprenderse de pesos es una estrategia normal ante la tensión política y la incertidumbre por saber cuál será la resolución final, ante la falta de respuesta por parte del presidente Alberto Fernández y su relación con la vicepresidenta Cristina Fernández.

"Estamos ante una crisis política, que al mismo tiempo puede llevar a un caos institucional (...) Esto fue un apriete kirchnerista que se les fue de las manos", sostuvo Raúl Aragón, analista político.

Fernández, que por el momento no aceptó las renuncias, dijo el jueves en su cuenta de Twitter que "la gestión de Gobierno seguirá desarrollándose del modo que yo estime conveniente", donde agregó que "la coalición de Gobierno debe escuchar el mensaje de las urnas y actuar con toda responsabilidad".

En medio de otra agitada semana, el ministro de Economía Martín Guzmán logró presentar casi en la pasada medianoche el proyecto de presupuesto 2022, que contempla un PIB con alza de 4%, inflación del 33%, tipo de cambio mayorista a diciembre de 131.1 por dólar, déficit fiscal de 3.3% y un acuerdo con el FMI, punto de discrepancia en la coalición gubernamental.

"Los ruidos dentro del oficialismo, detonados tras el duro resultado que dejó las PASO (primarias), abren un escenario cuyo alcance e implicancias resultan aún desconocidos, y de ahí que se activan estrategias orientadas a la cautela", dijo Gustavo Ber, economista de la consultora Estudio Ber.

El peso mayorista cayó un 0.06%, a 98.31/98.32 por dólar con el banco central (BCRA) equilibrando la liquidez de la plaza con ventas o compras de dólares de sus reservas, ante una exportación que se desprende de menos divisas y una firme demanda de la importación.

"El BCRA alternó ventas y compras en el mercado, y, según estimaciones de fuentes privadas, terminó el día con saldo neutro por su intervención", dijo Gustavo Quintana, de PR Corredores de Cambio.

El Gobierno prevé cerrar el 2021 con un tipo de cambio oficial en 102.4 por dólar, lo que arroja una devaluación del 21.9% para el año entrante en base al proyecto de presupuesto ahora hecho público.

En este marco de incertidumbre, el peso en las plazas alternativas operó con baja del 0.28%, a 172.45 por dólar en el bursátil "Contado con Liquidación", perdió un 0.28%, a 172.32 unidades en el "dólar MEP", y cayó el 0.54%, a 186 por dólar en la reducida franja marginal.

Agentes financieros señalaron que el volumen en general de los negocios fue reducido dada la celebración del "Yom Kippur", la fecha más sagrada del calendario judío y que provoca la ausencia de operadores y ahorristas.

"La elección (primaria) del domingo pasado dejó al GPS del Gobierno recalculando. El problema es que este GPS indica donde estamos, pero no hacia adónde vamos (...) El Gobierno lee que el pueblo le dio la espalda, pero no sabe aún por qué", dijo Alejandro Itkin, analista político internacional.

Las calles del centro de la ciudad de Buenos Aires, el corazón financiero del país sudamericano, mostraron diversas manifestaciones a favor y en contra del Gobierno, sin incidentes por el momento.

El índice bursátil S&P Merval revirtió un inicio declinante y subió un 1,59% a un cierre provisorio de 79,738.13 unidades, tras perder casi un 2% en las anteriores dos sesiones y ganar un 5.5% el lunes. El Merval es estrella en los últimos tiempos al superar un incremento del 50% durante el 2021.

Por su parte, los bonos soberanos extrabursátiles finalizaron con una merma promedio del 0.5%, tras caer igual porcentaje en los últimos dos días, con un riesgo país elaborado por el banco JP.Morgan que subía ocho puntos básicos, a 1,498 unidades a las 2000 GMT.

En medio de la tensión política y su impacto sobre lo financiero, el Ministerio de Economía buscará captar este jueves un buen colchón de fondos frescos en otra licitación mediante la reapertura de las letras "Ledes" y "Lecer". Esta operatoria coincide con los pagos de cupones de los bonos "TX22" y "T2X2".