El Ministerio irlandés de Salud fue objeto de un ciberataque parecido al "ransomware" -o programa de robo de datos- que el viernes obligó a paralizar el servicio público de salud, indicó este domingo el gobierno irlandés.

"El Centro Nacional de Ciberseguridad (NCSC) detectó el jueves un intento de ciberataque contra el Ministerio de Salud", que parcialmente suspendió su sistema informático "como medida de precaución", precisó el gobierno en un comunicado.

"Este intento de ataque continúa siendo investigado, pero parece que se trata de un ataque 'ransomware' similar al que afectó" al servicio público de salud (HSE Ireland), añadió.

Tras ese ataque, que calificó de "operación criminal internacional", el servicio de salud irlandés suspendió totalmente su sistema informático el viernes. Los hospitales tuvieron que cancelar sus citas no urgentes, pero la campaña de vacunación contra el Covid-19 no se vio perturbada.

Los ciberataques de "ransomware" se han disparado en los últimos años. Este tipo de programas explotan las brechas de seguridad de una empresa o un individuo para cifrar y bloquear sus sistemas informáticos y exigen un rescate para desbloquearlos.

El miércoles, el ministro de Relaciones Exteriores británico, Dominic Raab, defendió la puesta en marcha de una coalición internacional para responder a la amenaza creciente proveniente de actores estatales y grupos criminales que perpetran ataques informáticos contra las democracias, señalando a Rusia, China, Irán y Corea del Norte.

¿Qué son los "ransomware?

Los "ransomware", del inglés ransom (rescate) y ware (software o programa informático), son programas malintencionados que cifran los archivos informáticos y fuerzan a sus usuarios a pagar una suma de dinero, a menudo en forma de moneda virtual, para recobrar su uso.

Estos dispositivos son utilizados tanto en las computadoras, como en las tabletas y teléfonos inteligentes. 

¿Cómo funcionan?

Los piratas informáticos toman en general el control de las computadoras o dispositivos aprovechando las fallas de internet. Esto puede pasar porque la víctima consulta una página web ya infectada o porque abre un email que le invita a acceder en un enlace o a descargar un archivo adjunto.

En unos segundos, el programa puede implantarse. Cuando se instala, no tiene carga viral y no puede ser detectado. Es recién después, cuando descarga la carga viral.

kg