Ayer la líder del Comité de Inteligencia del Senado acusó a la CIA de violar la ley federal y socavar el principio constitucional de la supervisión del Congreso de Estados Unidos. También detalló públicamente por primera vez cómo la agencia extrajo en secreto documentos de las computadoras utilizadas por su panel para investigar un programa de interrogación controvertido.

La senadora Dianne Feinstein (demócrata por California) dijo que la situación equivalía a la intimidación a los investigadores del Congreso y agregó: No lo estoy tomando a la ligera .

Confirmó que una investigación interna de la agencia se remitió al Departamento de Justicia para su procesamiento criminal. Además, dijo que la CIA parece haber violado la Cuarta Enmienda, que prohíbe pesquisas y aprehensiones arbitrarias, así como diversas leyes federales y una orden ejecutiva presidencial que impide al organismo hacer búsquedas internas y llevar a cabo vigilancia sin autorización previa.

Ayer el director de la CIA, John O. Brennan, expresó durante un evento en el Consejo de Relaciones Exteriores que la agencia no hizo nada malo y ha tratado de trabajar tan colaborativamente como sea posible con el comité del Senado.

Si hice algo mal, voy a ir con el presidente , dijo el director de la CIA. Él es el único que me puede pedir que renuncie o me quede .

Funcionarios de la agencia han dicho previamente que los investigadores del Senado pudieron acceder a documentos a los que no tenían derecho.

Feinstein dijo que estaba hablando renuentemente , pero que quería hablar con el fin de aclarar la situación.

Los dos republicanos más altos en el Comité de Inteligencia, los senadores Saxby Chambliss (Georgia) y Richard Burr (Carolina del Norte), se negaron a discutir los detalles de las declaraciones de Feinstein. Chambliss se alejó de los reporteros después de una votación al mediodía.

Burr, un antiguo miembro de los dos paneles de inteligencia de la Cámara y del Senado, comentó que aún no había leído los comentarios de Feinstein, pero dijo que él personalmente se opone a hablar abiertamente de las actividades de la CIA.

Después de su discurso, Feinstein expresó a los periodistas que espera una moción para desclasificar el informe sobre el programa de interrogación al final del mes, aunque no es claro si cuenta con los votos necesarios para lograrlo.

El voto decisivo en el comité, Angus King, un independiente de Maine, dijo recientemente: Me estoy inclinando hacia el ‘sí’, pero no estoy totalmente seguro .