Con el inicio del 2019 llegan nuevas obligaciones para los automovilistas, dentro de éstas se encuentra la implementación del seguro obligatorio, una medida que entró en vigor desde el primer día de este año, cuyo objetivo es garantizar a terceros el pago de los daños que pudieran ocasionar en sus bienes y personas en caso de un accidente vial.

A decir de Víctor Castillero, director de Suscripción y Tarifas en Quálitas, este seguro no sólo busca proteger a terceros, también sirve como una herramienta para aquellas personas que no pueden costear en el momento el pago de los daños.

“Desafortunadamente algunas personas no se hacen responsables de los daños causados en accidentes y en ocasiones, aunque estén presentes, no tienen los recursos para hacer frente a los gastos ocasionados por el incidente y al pago por las lesiones de las personas afectadas. Ése es el objetivo, cubrir a los terceros afectados”, dijo.

Este seguro será necesario para aquellos conductores que transiten por vías, caminos y puentes federales ya que, de no contar con él, puede ser sancionado con multas que van de los 20 a los 40 días de salario mínimo.

“Debido a que cada carretera atraviesa por diferentes estados del país, existen variantes en cuanto a las multas, pero pueden llegar hasta los 4,000 pesos”, añadió el directivo de Quálitas.

De acuerdo con Castillero, esta medida se planteó desde hace algunos años, pero es hasta ahora que se pudo materializar.

“En el 2013 se emitió una ley en el Diario Oficial de la Federación que reglamenta el tránsito de los vehículos en vías, caminos y puentes federales (...) esta disposición tuvo varias etapas, y fue hasta ahora cuando se determinó que no sólo debe cubrirse a las personas, sino a sus bienes”, señaló.

El directivo de Quálitas destacó que actualmente este mercado asegurador aún necesita reforzarse, debido a que su penetración es mínima, ya que los vehículos que cuentan con el seguro obligatorio no rebasan 10% de penetración.

“En general, el mercado asegurador mexicano sólo cubre a 30% de los vehículos. Es decir, tres de cada 10 vehículos cuentan con la protección de un seguro. Se estima que 6% del mercado asegurador mexicano tiene una póliza de seguro obligatorio”, acotó.

Si piensa contratar este seguro, es importante que sepa que el costo máximo puede llegar a los 1,000 pesos anuales, por lo que es una excelente opción para estar protegido.

“El costo fluctúa entre los 900 y los 1,000 pesos. En el caso de Quálitas el costo del seguro obligatorio es de 929 pesos”, agregó Víctor Castillero.

De acuerdo con la aseguradora, la ley establece que este seguro debe contar con una suma asegurada de 100,000 pesos para personas y 50,000 pesos para bienes, y de acuerdo con el directivo de Quálitas, ambas son suficientes para cubrir algún siniestro material o físico.

“Las sumas aseguradas que recomiendan las autoridades son de 50,000 pesos en el caso de bienes, y en el caso de personas de 100,000 pesos. El costo promedio de un siniestro oscila entre 18,000 y 20,000 pesos, por lo que pueden ser suficientes los 50,000 en el caso de los bienes (...) aunque siempre puede existir un caso extremo como una pérdida total o un daño muy fuerte.

En el caso de personas es muy variable, hay siniestros sencillos que se cubren con una terapia de 1,000 pesos, hasta otros de más de 3 millones de pesos.

En cuanto a los bienes que resulten dañados, Castillero mencionó que éstos incluyen el propio vehículo, así como las partes que conforman a la vía.

“Los bienes incluyen daños al vehículo del tercero y otros como la pluma de una caseta, fantasmas en las carreteras o un semoviente, por citar algunos”.

Uno de los objetivos que también busca la implementación de este seguro es que la cobranza del mismo sea sencilla, esto con el fin de llegar a más personas que estén protegidas.

Prevención

Debido a que esta medida apenas entró en vigor, es importante que tome en cuenta las instrucciones que las autoridades emitan, ya que de ser necesario, éstas pueden solicitarle alguna prueba para verificar que cuenta con dicho seguro.

“La autoridad lo puede solicitar en caso de alguna infracción o que participe en una revisión. Principalmente, cuando tenga un accidente en carretera”, dijo el directivo.

Víctor Castillero también comentó que ante esta situación, si el solicitante lo desea, se puede expedir un documento que avale la contratación del seguro obligatorio.

“Las aseguradoras generamos una constancia para que el cliente, si así lo quisiera, pueda demostrar que ya cumple con esa obligatoriedad en caso de que una autoridad se lo solicite”.

Requisitos

Para su contratación, las aseguradoras solicitan requisitos mínimos.

“Sólo se necesita cubrir el pago de contado, nombre del contratante, así como los datos del vehículo como las placas, modelo y año del automóvil”, añadió el directivo.

Tome en cuenta que puede tramitarlo a través de Internet, o bien, acudir directamente a una oficina de servicios de su aseguradora.