Puebla, Pue. Aunque Puebla haya pasado al color amarillo en el semáforo del Covid-19, seguirán las medidas restrictivas del color naranja, es decir, no podrán reabrir lugares de alta concentración, como son cines y teatros, para evitar un alza de contagios, sostuvo el mandatario Miguel Barbosa Huerta. 

En su conferencia matutina, explicó que el nivel de casos positivos en la zona metropolitana no hace permisible que se den más libertades para los negocios, que deben seguir funcionando al 30% de su capacidad. 

Dijo que, de ser necesario, emitiría un decreto para resaltar que los recintos de aforo grande, continúen sin funcionar, pero la decisión será consultada con el gobierno federal, para no incurrir en un desacato. 

Exhortó a los ciudadanos a tomar con reserva el pasar a otra fase del semáforo epidemiológico, para seguir aplicando las medidas sanitarias, porque en la ciudad de Puebla es donde se concentran la mayoría de casos de Covid-19

El mandatario poblano dijo entender la necesidad de los cines y teatros por reabrir, tras el cambio de color en el semáforo de Covid-19, pero, insistió, no hay las condiciones para llevarlo a cabo porque la transmisión del virus aún está alta. 

Del fin de semana se reportaron 339 contagios, de los cuales 110 ocurrieron el primer día, 90 el sábado y 139 el domingo. El acumulado es de 33,475 contagios, de los que 858 son activos y se encuentran en 62 municipios, esto de acuerdo a cifras de la Secretaría de Salud estatal. 

Mayor concesión del aeropuerto 

Por otro lado, Barbosa Huerta dijo que no dejará de insistir a la Federación que se le otorgue el 51% de la concesión del Aeropuerto Internacional de Puebla para cederlo a empresas privadas y que puedan convertir a la terminal en el primer centro de cargas del sureste

Hasta el momento, la petición dirigida a la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), de la cual se desprende el organismo público privado Aeropuertos y Servicios Auxiliares (ASA), no ha dado respuesta. 

En noviembre pasado, el Ejecutivo del estado dijo que hay la disposición del presidente Andrés Manuel López Obrador por otorgar la mayoría de la concesión, para sacar de la subutilización a la terminal ubicada en el municipio de Huejotzingo. 

Desde octubre de 2014, el aeropuerto local está concesionado por 50 años a ASA tras revertirse los derechos al empresario Ricardo Henaine Mezher, lo cual ocurrió durante la gestión de Rafael Moreno Valle