Monterrey, NL. Al cierre de este año, la tasa de inflación para el estado se ubicará en 5.6% promedio anual, —de diciembre a diciembre—, y será superior a la registrada en 2020, que fue de 3.4%, y se debe principalmente a los costos de los energéticos y los alimentos de la canasta básica, comentó a El Economista Jorge A. Moreno, catedrático de la Facultad de Economía de la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL).

 A nivel nacional la inflación a tasa anual del país será de 6.24%, de acuerdo con datos del Banco de México (Banxico).

“De acuerdo con la información del Centro de Investigaciones Económicas, al cierre del año, la tasa de inflación para Nuevo León se ubicará en 5.6% promedio anual, de diciembre a diciembre, superior al 3.4% que se registró en 2020, y es producto de este incremento parcial, en donde la inflación acumulada se disparó para el último trimestre a 6.63%”, comentó a El Economista Jorge A. Moreno, catedrático de la Facultad de Economía de la UANL.

Algunas de las razones por las cuales se disparó la inflación en Nuevo León, explicó, “se debe a los costos de los energéticos y los alimentos, que forman parte de la canasta básica de los hogares neoloneses y están empujando la inflación a niveles, que como señala Banxico y el Instituto Nacional de Geografía y Estadística (Inegi), nos remiten a 20 años atrás”.

Los efectos que se perciben tienen un impacto sobre la línea de flotación del poder adquisitivo de las familias, debido a que la inflación es regresiva, es decir, que como proporción del ingreso, la pérdida de poder adquisitivo es más pronunciada en los estratos de ingreso inferior, destacó.

Esto va de la mano, dijo, con el hecho de que los ingresos de los hogares no se han recuperado, como lo muestran los indicadores de Inegi, donde la recuperación respecto a la enorme caída que se registró en 2020, ha sido únicamente parcial, “no hemos recuperado ni siquiera los niveles que teníamos antes de la pandemia”, enfatizó el especialista.

De acuerdo con la Encuesta Nacional de Ingresos y Gastos de los Hogares (Enigh) 2020, el ingreso corriente total promedio trimestral por hogar sin transferencias en deciles en Nuevo León, cayó -6.8% de 2018 a 2020, al pasar de 65,765 a 61,258. Sin embargo, el ingreso de 2016 contra 2018 disminuyó -30.58 por ciento.

En tanto, la caída del ingreso corriente total trimestral, a nivel nacional fue superior a Nuevo León, entre 2018 a 2020, con -8.3%, al pasar de un ingreso corriente trimestral de 45,228 a 41,439.

Impacto a empresas

Alertó que las presiones inflacionarias al alza, se van a traducir en mayor incertidumbre por parte de empresas que están interesadas en invertir, puesto que la inflación es la manera en que el sistema económico toma la temperatura sobre las expectativas; cuando hay mucha inflación, no permite una toma de decisiones estables y transparentes, argumentó.

“Es importante recalcar que un incremento en el salario mínimo general (el cual pasó de 141.70 a 172.87 pesos), no se traduce de manera directa e inmediata en el ingreso de los hogares, porque el salario mínimo ya no es una unidad de medida de los ingresos de las personas, eso cambió por Ley, y el porcentaje de la población que gana menos o un salario mínimo es muy pequeño”, precisó.

Concluyó que los ingresos de los hogares y los salarios que representan el poder adquisitivo de los hogares está vinculado a productividad, crecimiento económico, mejoras en las condiciones de la economía, “por tanto, mientras esas condiciones no mejoran, la inflación va a seguir mermando el poder adquisitivo de los hogares”.