La ley de espacios 100% libres de humo de tabaco sigue atrapada entre las fracciones partidarias del la Legislatura local, debido a un desacuerdo entre priístas y panistas.

El presidente de la Comisión de Salud y Población de la LVII Legislatura local, Enrique Correa Sada, indicó que derivado de que la fracción legislativa del Partido Revolucionario Institucional (PRI) insiste en que los espacios cerrados cuenten con áreas para fumadores es que no se ha llegado a un consenso para la aprobación de dicha ley.

Agregó que la postura de los priístas implica una competencia desleal entre los restaurantes del estado, además de un daño a la salud de las personas.

Hoy lo que está sucediendo es que la competencia no es de piso parejo entre establecimientos. Y permitir que se deje fumar en esos espacios va a generar desequilibrio económico , indicó.

Hace un año, el Pleno de la LVII Legislatura local aprobó la ley mencionada; sin embargo, tras ciertas observaciones emitidas por el gobernador José Calzada Rovirosa, esta ley regresó a discusión en la comisión.

Continúan los trabajos

A decir del legislador panista continúan los trabajos para alcanzar un acuerdo entre ambas fuerzas políticas, y a pesar de que faltan pocos meses para que concluya la actual legislatura, espera su aprobación.

Seguimos trabajando para encontrar un consenso, no lo hemos logrado y lo que no quiero es que la ley muera con los votos en contra , afirmó.

Queja

Recientemente, organizaciones de la sociedad civil anunciaron que interpondrán una queja ante la defensoría estatal de derechos humanos, con la finalidad de que el gobernador de Querétaro, José Calzada Rovirosa, conteste la petición de que sea publicada dicha normativa.

No nos ha respondido, le hemos enviado muchas cartas (...) Siete organizaciones internacionales le enviaron una carta que nunca contestó, entregamos más de 1,000 firmas pidiendo que se publicara la ley , expuso la directora de Salud y Género AC, Gisela Sánchez Díaz de León.

arlene.patino@eleconomista.mx