Cancún, QR. El Fondo Nacional de Fomento al Turismo dio a conocer una encuesta realizada por la firma Enkoll, según la cual 90% de los entrevistados en el sureste del país está de acuerdo con la construcción de Tren Maya, la mayoría de la población considera que traerá beneficios en el turismo y a los gobiernos locales y federal, además de que cuida el impacto ambiental y en las comunidades.

La encuesta fue aplicada a 804 ciudadanos de Campeche, Chiapas, Tabasco, Quintana Roo y Yucatán, arrojando que 88% de los habitantes de dicha región tienen una opinión positiva acerca de la construcción del tren.

“Cuestionados sobre si en las últimas semanas ha visto o escuchado a cerca del Tren Maya, 56% respondió que sí; y de estas personas 31% precisó que están trabajando o lo están construyendo; 13% que se generan empleos en la región y 12 puntos porcentuales que muestran la ruta del tren”, añade el Fonatur.

Otra de las preguntas fue: “usted qué tan de acuerdo está con la construcción del Tren Maya”, la cual arrojó que 49% está totalmente de acuerdo y 38% de acuerdo en parte.

Lo anterior, de acuerdo con el Fonatur, refleja que el proyecto “alcanza 87% de simpatías”. Además, 87% de los entrevistados dijo que sí les gustaría viajar en el tren cuando la construcción haya terminado.

Por último, el Fonatur refiere que la mayoría de los encuestados indicó que habría beneficios en:

  • Turismo (24%)
  • Empleos (24%)
  • Economía (16%)
  • Movilidad y transporte (14%)
  • Viajes rápidos (7%)
  • Entre otros

“En este mismo sentido, 86% ponderó que serán beneficiados los gobiernos locales y el gobierno federal, 83% la economía del país, 82% los habitantes de los estados, 81% los empresarios y 71% las comunidades indígenas”, expuso la dependencia.

Amparos

Pese a los números favorables para el proyecto, también se sabe que el Tren Maya enfrenta 25 amparos en el país por parte de 327 personas, 49 de las cuales son personas físicas y morales, según reconoció el propio Rogelio Jiménez Pons, director de Fonatur durante su comparecencia ante el poder legislativo.

El funcionario agregó que además han identificado a seis organizaciones de la sociedad detrás de los amparos interpuestos.

A ello, se suma que hace dos semanas la Asamblea de Defensores del Territorio Maya Múuch’ Xíinbal envió una carta abierta a Antonio Guterres, secretario general de la Organización de Naciones Unidas (ONU), en la que califica de imposición el Tren Maya y lo considera "etnocida, violatorio de sus derechos, "desastroso y destructivo” para identidad de las comunidades indígenas.

estados@eleconomista.mx