Guadalajara, Jal. Los 29 meses que llevan las obras de construcción de la línea 3 (L3) del tren ligero han provocado el cierre de 105 establecimientos comerciales, cerca de 1,700 pérdidas de empleo y una disminución económica que asciende a 388 millones de pesos, según denunció el presidente de la delegación Centro Histórico de la Cámara Nacional de Comercio (Canaco) de Guadalajara, Alejandro Salas.

En septiembre del 2015 tuvimos 51 negocios contabilizados en este perímetro; en el 2016 a finales del año, en diciembre, tuvimos 80; hicimos la actualización a agosto por 105; es decir, hay el doble de cierres en los comercios por el tema de las obras. Esto representa 14% del total de comercios en el tramo de afectación del centro histórico , detalló Salas Guillén.

Ante tal situación, la Canaco tapatía presentó una propuesta que consta de nueve puntos para mitigar las afectaciones por los trabajos de infraestructura. Entre otros, demandó un convenio de cumplimiento de los tiempos de obra o en su caso que se paguen indemnizaciones a los negocios afectados.

El presidente del organismo empresarial pidió, asimismo, la integración de un comité que dictamine los daños, el ordenamiento de zonas peatonales y que los gobiernos estatal y municipal en coordinación con el sector privado realicen una campaña intensa de promoción del centro tapatío.

Ésta es una petición directamente también al gobierno municipal y estatal, seguir en esta línea de promoción constante de nuestro centro histórico; prevenir el incremento de la delincuencia, a veces quedamos cortos en todas las estrategias, sabemos que hay un déficit de personal en las cuadrillas de seguridad , destacó.

Acompañado del presidente de la Canaco Guadalajara, Fernando Topete Dávila, el delegado del organismo en el centro histórico dio a conocer el resultado del estudio sobre afectaciones que realizó la propia Cámara entre los negocios establecidos sobre la avenida Alcalde-16 de Septiembre, en el tramo comprendido de la glorieta La Normal hasta el templo de San Francisco en la avenida Revolución, así como en las calles aledañas.

Según la Canaco tapatía, en ese tramo hay establecidos 750 negocios de los cuales han cerrado 105.

No sólo es el tema del tren ligero, de la línea 3, sino también las obras de peatonalización de Alcalde , refirió Alejandro Salas.

Indicó que el resto de los establecimientos comerciales registra una disminución en sus ventas que va de 10 hasta 70 por ciento.

Antecedentes

Los trabajos de construcción de la línea 3 del tren ligero iniciaron en agosto del 2014 con la proyección de que, una vez en operación, permitirá sacar de circulación alrededor de 10,000 vehículos.

La L3 tendrá una longitud de 21.5 kilómetros y atravesará los municipios metropolitanos de Zapopan, Guadalajara y Tlaquepaque.

La inversión total de la obra asciende a 20,000 millones de pesos de recursos fiscales del gobierno federal.

Contará con 13 estaciones elevadas y cinco subterráneas y el tiempo estimado de recorrido de extremo a extremo es de 33 minutos.

De acuerdo con las proyecciones de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes, una vez que inicie operaciones, en el segundo semestre del 2018, transportará 233,000 personas por día.

promo@eleconomista.com.mx