A dos días de que venza el plazo de la medida, la industria del acero confía en que el gobierno mexicano renueve una vez más la salvaguarda comercial aplicada a las importaciones siderúrgicas provenientes de China, pues advierte que cualquier país que disminuya sus acciones, quedaría vulnerable a este comercio desleal .

Guillermo Vogel, presidente de la Cámara Nacional de la Industria del Hierro y el Acero (Canacero), estableció: es muy importante que México no sólo mantenga lo ejecutado hasta ahora sino que siga fortaleciendo las medidas y concluir los casos de comercio desleal que están en proceso .

México mantiene una salvaguarda (gravamen) de 15% a las importaciones chinas de acero, aplicable en 97 fracciones arancelarias de cinco familias de productos (placa en hoja y rollo, el planchón, alambrón, lámina rolada en frío y lámina rolada en caliente).

La Canacero ha mantenido reuniones con las autoridades de la Secretaría de Economía para prorrogar, por cuarta ocasión en un periodo de seis meses, la medida de protección a la ilegalidad.

En esta ocasión, insisten en agregar sectores como varilla, tubería y perfiles, puesto que el efecto ha sido que se mantuviera sin cambio la participación de las importaciones desleales, pero en un contexto de un consumo nacional decreciente como es el caso de la tubería de acero.

lgonzalez@eleconomista.com.mx