Estados Unidos pidió una serie de cambios a México relacionados con medidas no arancelarias como fortalecer sus leyes contra la piratería, revertir los precios estimados en algunos productos, mejorar su sistema de licencias para la importación e implementar el Acuerdo de Facilitación Comercial de la Organización Mundial del Comercio (OMC).

Estos planteamientos fueron hechos en la Declaración de Estados Unidos sobre el Informe de las Políticas Comerciales que presentó México a la OMC.

Al fijar su posición sobre el examen a México, que se realiza cada cuatro años, el gobierno estadounidense afirmó que los esfuerzos mexicanos para proteger la propiedad intelectual han declinado recientemente.

Urgimos a México a cambiar sus leyes para permitir a las aduanas mexicanas incautar cargamentos ex officio cuando consideren razonablemente o sospechen que esos bienes son piratas o falsos , dijo.

El gobierno estadounidense expuso también que México debe enfocarse a reducir la incidencia de medidas no arancelarias en la frontera.

Una de esas áreas es que México continúa usando los precios de referencia para autos usados, calzado y ciertos tipos de prendas de vestir y productos textiles , agregó la declaración. En este punto, Estados Unidos alentó a incrementar el nivel de transparencia acerca de cómo tales precios son determinados y aplicados.

En el 2013, México reanudó el sistema de licencias para la importación de ciertos productos, incluyendo el acero, una medida que fue igualmente cuestionada por su vecino del norte.

Entendemos que la meta del sistema es establecer licencias de importación automática para combatir el fraude aduanal y mejorar el monitoreo estadístico de las importaciones de acero; pero en el pasado esta implementación también ha creado significativos retrasos para los cargamentos que entran a México , consideró.

En otra arista, Estados Unidos urgió a que México implemente el Acuerdo de Facilitación Comercial (AFC), acordado en el marco de la OMC y que entró en vigor el pasado 22 de febrero.

El objetivo del AFC es impulsar el comercio mundial agilizando el movimiento y despacho de aduana de las mercancías, para hacer más eficientes los trámites y operaciones de comercio exterior, eliminar obstáculos administrativos y reducir los tiempos de entrega y costos de transacción.

Según la Secretaría de Economía de México, país que ya ratificó el acuerdo, el AFC otorgará certidumbre jurídica a los agentes económicos y actualizará las normas de la OMC para incorporar prácticas que las aduanas han desarrollado en el transcurso de los últimos 20 años, como la automatización de procedimientos aduaneros, los pagos electrónicos y la creación de la ventanilla única de comercio exterior.

El gobierno estadounidense destacó que el régimen comercial de México tiene una importancia y un interés profundo para Estados Unidos.

También expuso que las recientes reformas implementadas en México han incrementado la competencia y abierto oportunidades para los inversionistas extranjeros. Sobre ello, destacó en particular la reforma energética y la de telecomunicaciones.

México es el tercer socio comercial de Estados Unidos, por debajo de China y Canadá, y se ubica como el segundo destino de las exportaciones estadounidenses.

Quejas comerciales de nuestro vecino:

Las aduanas mexicanas no incautan cargamentos ex officio aun cuando consideren razonablemente que esos bienes son piratas o falsos.

Hay poca transparencia acerca de cómo son determinados y aplicados los precios de referencia en productos como calzado, textiles, ropa y autos usados.

Licencias de importación automática que ha reanudado México crean significativos retrasos para los cargamentos que entran a México.

[email protected]