México lidera los planes de inversión a mediano plazo, alrededor de tres años, de las empresas automotrices japonesas en el extranjero, de acuerdo con una encuesta difundida en el presente mes y levantada por el Banco Japonés de Cooperación Internacional (JBIC, por su sigla en inglés).

El JBIC es una entidad financiera y una agencia estatal de crédito a la exportación japonesa, creada en 1999, y cada año genera un reporte sobre las preferencias de las empresas transnacionales niponas fuera de su país.

En la clasificación general, considerando todas las industrias, México retuvo la posición sexta como mejor destino de los inversionistas japoneses, por debajo de India, Indonesia, China, Tailandia y Vietnam.

Tomando sólo en cuenta al sector automotriz, México obtuvo la mejor calificación, con 37 repuestas positivas de empresas encuestadas que afirmaron tener planes concretos de operaciones en el mediano plazo, superando a India (31), Indonesia (29), China (23) y Tailandia (18).

La encuesta fue realizada a 607 compañías transnacionales, de ellas destacaron las del sector automotriz (108 firmas), y comprendieron también los sectores electrónico, químico, maquinaria, alimentos, textiles, petrolero y de metales, entre otros.

México terminó en cuarto lugar en el sector automotriz en la encuesta anterior, y por fin se ubicó en el primero en esta encuesta, un resultado que justifica el creciente interés de las empresas japonesas en los últimos años , dijo el JBIC.

Con una inversión de 1,000 millones de dólares, Toyota anunció en abril del 2015 que construirá en Celaya, Guanajuato, la planta más moderna y tecnológica de entre sus instalaciones en el mundo, donde ensamblará el auto Corolla a partir del 2019, con una producción estimada de 200,000 unidades anuales.

En la primera década del Acuerdo de Asociación Económica (AAE) entre los dos países, que entró en vigor en abril del 2005, las fábricas pertenecientes a Nissan, Infiniti, Toyota, Mazda y Honda suman una inversión de 5,930 millones de dólares y representan 58.3% del total de los capitales requeridos para las últimas nueve plantas de ensamble que han entrado en operación o lo harán en México a más tardar en el 2019.

En la encuesta del 2015, México se ubicó en la posición sexta en el sector químico; en la séptima, en el de electrónicos y equipo eléctrico, y también en la séptima, en el de maquinaria general. Los resultados del resto de los sectores no fueron especificados.

En cuanto a los planes de inversión de largo plazo (10 años, más o menos), México escaló una posición, de la nueve a la ocho, desplazando a Rusia y quedando atrás de India, Indonesia, China, Vietnam, Tailandia, Brasil y Birmania.

[email protected]