La Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA) estimó que en 2014 el sector concluyó con una balanza comercial superavitaria de 47,500 millones de dólares, con lo que se consolida como el primer generador de divisas, y previó que continuará el crecimiento en fabricación y exportación de unidades.

El presidente de la AMIA, Eduardo Solís Sánchez, dijo que ello permite estimar la fabricación de cinco millones de unidades para 2020, por lo que el país pasaría de fabricar el 19% de autos en la región de Norteamérica a cerca del 27 por ciento.

Expuso que en 2015, el sector seguirá creciendo y se estima fabricará tres millones 500,000 vehículos, por encima de los tres millones 219,786 de 2014, así como exportar cerca de dos millones 900,000 unidades, con lo que superaría los dos millones 642,887 del 2014.

De acuerdo con cifras oficiales del Banco de México, Solís Sánchez dio a conocer que hasta octubre del año pasado la balanza comercial automotriz sumó 41,207 millones de dólares, por encima de la balanza que se tiene en petróleo, turismo y remesas, y se espera haya concluido el año con alrededor de 47,500 millones de dólares.

Como se puede ver, el crecimiento que ha tenido nuestro sector en el país en producción y en exportaciones ha sido espectacular , sostuvo.

Dicho crecimiento, indicó, responde en primer lugar a la confianza de la industria mundial en México para seguir creciendo y a las expansiones de las plantas automotrices.

Subrayó mantenemos un pronóstico de que México sin duda podría alcanzar una cifra de cinco millones de unidades fabricadas para 2020 , al tiempo que confirmó que desde el 2017 el país estará fabricando cuatro millones de unidades.

Refirió que con las inversiones que se están anunciando en el país iniciarán la fabricación de vehículos desde este año y se extenderá hasta 2020, lo que permite tener un pronóstico de producción en el país cercano a los cinco millones de unidades en cinco años.

El dirigente de la industria automotriz explicó que ello quiere decir que para el sector México es hoy una apuesta segura y una oportunidad para la cadena de proveduría.

Dio la bienvenida al programa Pro-Auto anunciado a finales del año pasado por el gobierno federal.

Expresó que aunque el programa aún no tiene definida su normatividad está dirigido a fortalecer la cadena de proveduría del sector.

Con Pro Auto se prevé alinear los programas de apoyo gubernamental disponibles hacia proveedores nacionales para el aprovechamiento de oportunidades reales y concretas.

mac