El Covid-19 y el Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC) abren oportunidades para revertir las “tremendas” desigualdades de la incorporación y de las condiciones de las mujeres en el mercado laboral de México, afirmó Arturo Herrera, secretario de Hacienda.

En la inauguración del evento virtual MujerExportaMx, el funcionario destacó que la baja partición del sector femenino en el mercado laboral es una de las razones por las que país no crece más económicamente.

Del total de hombres en México de 15 años y más, 74.5% está dentro de la Población Económicamente Activa (PEA); pero ese porcentaje baja a 43% en el caso de las mujeres.

“Es difícil encontrar un país con un nivel de desigualdad tan alto”, enfatizó Herrera. Enseguida, puso como ejemplo comparativo el porcentaje correspondiente para mujeres en ese mismo indicador en tres países con un desarrollo similar al de México: Argentina (45.2%), Colombia (50.1%) y Perú (67.9 por ciento).

Si México tuviera estos porcentajes de participación femenina, aumentaría 1.3 millones de empleos con la tasa de Argentina; 3.7 millones de empleos, con la de Colombia, y 12.4 millones de empleos con la de Perú.

Afectado sobre todo por la pandemia y en el auge de su peor crisis desde 1932, México llegó a perder alrededor de 12 millones de empleos formales e informales, de los cuales unos 7 millones ya se recuperaron.

Herrera argumentó que la participación de la mujer como proporción de la PEA es tan baja en México que es equivalente al punto más alto de la crisis actual en términos de los empleos femeninos no ocupados en comparación con el desempleo.

Ofreció otro dato: la media de mujeres en puestos directivos es de 20% en promedio en los países de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE); sin embargo, con “una cantidad inexplicable”, la porción de México llega a 7.5 por ciento.

La cúpula de representación empresarial más alta es un caso ejemplar de ello. Herrera comentó que apenas hace cinco años, el Consejo Mexicano de Negocios dejó de llamarse Consejo Mexicano de Hombres de Negocios, por la incorporación de la empresaria María Asunción Aramburuzabala.

Por último, refirió que las mujeres ganan 21% menos que los hombres en el mercado laboral mexicano y planteó que se requiere crear más centros de cuidado para los hijos.

MujerExportaMx es la Primera e-rueda de Negocios para Empresarias Mexicanas en formato virtual, que incluye un programa de capacitación especializado sobre el panorama que encuentran las mujeres empresarias al exportar y las oportunidades que brinda el T-MEC.

Herrera concluyó que el Covid-19 no es el único catalizador para impulsar la participación de la mujer en el mercado laboral, sino que también está el T-MEC. “Tenemos que saber aprovechar estas (dos) coyunturas”, dijo.

En el Capítulo de Pymes del T-MEC, los tres países se comprometen a fortalecer su colaboración con las otras Partes en actividades para promover a las Pymes pertenecientes a grupos sub-representados, incluidas mujeres, pueblos indígenas, jóvenes y minorías, así como start-ups, pymes agrícolas y rurales, y promover la asociación entre estas Pymes y su participación en el comercio internacional.

Antes de inaugurar el evento, Graciela Márquez, secretaria de Economía, expuso que en MujerExportaMx se difundirán herramientas del gobierno federal para crear y fortalecer negocios y participarán mujeres exitosas que platicarán sobre los obstáculos que han enfrentado y cómo los han resuelto.

Por su parte, Alejandra Frausto, secretaria de Cultura, indicó que “grandes marcas” están abiertas a impulsar el consumo de “culturas vivas”, donde México tiene ventajas comparativas, y mencionó como botón de muestra los cubrebocas que produce la artesana zapoteca Manuela López.

Nadine Gasman, titular del Instituto Nacional de las Mujeres, dijo que sólo 4% de las mujeres empresarias han participado en ruedas de negocios en México.