Hasta la primera semana de febrero, de las empresas que pueden entrar al nuevo régimen de flujo de efectivo creado y aprobado el año pasado sólo 3% ha dado aviso al Servicio de Administración Tributaria (SAT) de la migración a esta nueva modalidad.

Luis Enrique Marín, administrador central de Promoción y Vigilancia de Cumplimiento del SAT, informó que actualmente existen alrededor de 500,000 personas morales que tienen ingresos anuales menores a 5 millones de pesos, y que pueden optar por la facilidad de tributar con base a su flujo de efectivo.

Sin embargo, informó que desde el 24 de diciembre (fecha en la que se promulgaron las reglas de esta opción) hasta principios de febrero, solamente 15,000 empresas han dado aviso al SAT sobre su interés de tributar en este régimen.

El objetivo es que las 500,000 empresas aprovechen la alternativa de tributar con base a su flujo de efectivo; sin embargo, no sabemos cuántas avisarán al SAT sobre este cambio , afirmó.

Entre los cambios fiscales que hubo para el 2017, se aprobó la creación de un régimen opcional para personas morales; esto con el fin de que las empresas que en el año obtengan ingresos anuales menores a 5 millones de pesos puedan causar el Impuesto Sobre la Renta (ISR) sobre una base de flujo de efectivo, en lugar de una base devengada.

En un principio el SAT había dado a las empresas hasta el 31 de enero para presentar su aviso, pero con el fin de enterar a más empresas de esta opción y que alcancen a migrar, el organismo recaudador aumentó el plazo hasta el 10 de marzo del 2017.

Las empresas que se creen después del 10 de marzo tendrán 10 días a partir de su constitución para avisar a la autoridad su interés de tributar con base a su flujo de efectivo. De acuerdo con cifras del SAT, en promedio al año se crean 90,000 nuevas empresas al año.

Marín Bañales reconoció que hasta ahora se ha visto un tanto lento el registro de personas morales para migrar a este régimen; sin embargo, destacó que ello se debe a que las empresas aún están analizando si les conviene o no hacer el cambio, además de que es usual que los contribuyentes realicen este tipo de trámites en los últimos días del plazo.

Un efecto que siempre sucede cuando hay prórrogas es que se detiene un poco el crecimiento, pero siempre empieza a acelerarse la actividad de los trámites cuando está por llegar la fecha de vencimiento , explicó.

Enlistan beneficios de aplicación mi contabilidad

El pasado 1 de febrero, el SAT presentó Mi Contabilidad, una aplicación que permite a los micro, pequeños y grandes empresarios clasificar las facturas electrónicas de ingresos y gastos, para determinar en forma automática los pagos provisionales de Impuesto sobre la Renta y definitivos de Impuesto al Valor Agregado y así cumplir con la contabilidad de sus negocios.

Luis Enrique Marín explicó que uno de los principales beneficios de esta nueva herramienta es que el contribuyente podrá tener una contabilidad simplificada, electrónica y sencilla, basada en la clasificación de los comprobantes fiscales que amparan ingresos y gastos, relevándolo de enviar la contabilidad electrónica, lo que a su vez representa un ahorro de tiempo.

Asimismo permitirá eliminar el coso del financiamiento (devengado) y aplicar la deducción inmediata para inversiones.

Por último, destacó que Mi Contabilidad es para declaraciones parciales y pagos provisionales de personas morales, pero se está trabajando para que también se pueda hacer la declaración anual.