Factores de oferta pero también de demanda, han incidido en la contracción del crédito de la banca comercial al sector privado a lo largo la pandemia, esto de acuerdo con el Banco de México (Banxico).

Durante la presentación del Informe Trimestral para el periodo enero-marzo del 2021, el gobernador del Banxico, Alejandro Díaz de León, mencionó que en la desaceleración del crédito, por el lado de la oferta, los bancos están percibiendo un riesgo más heterogéneo y más difícil de identificar; mientras que en lo que toca a la demanda, los hogares y los propios negocios, ante una situación de adversidad, están buscando no incrementar su endeudamiento.

“Obviamente estos efectos se refuerzan entre sí, y al final del día tienen como resultado una desaceleración del crédito. Han estado operando ambos factores”, dijo.

Rumbo a la normalización

El banquero central recordó que desde hace un año, el Banxico anunció un paquete de medidas significativas para proveer financiamiento y liquidez a todo el segmento crediticio de la economía, que va desde el mercado interbancario y de corporativos, hasta el financiamiento para pequeñas y medianas empresas (pymes) e inclusive hogares.

Destacó que estos programas siguen e irán reduciéndose gradualmente hasta septiembre, y a ello se sumó el que los mercados financieros se ajustaron con orden, incluso con más orden que otras economías emergentes, lo que ha contribuido a la normalización por el lado financiero.

En este sentido, Díaz de León consideró que en la medida en que la recuperación económica empiece a avanzar (este banco central subió a 6% su estimación de crecimiento del PIB para este año), y se empiecen a normalizar los sectores que han estado más afectados, se puede tener una normalización tanto por el lado de la oferta como por el de la demanda del crédito “y empezaremos a ver una recuperación”, señaló.

El informe subraya que tanto choques negativos a la actividad económica y por ende a la demanda de crédito, como a la oferta de crédito, han afectado el otorgamiento a empresas.

Resalta que el incremento, transitorio, en el crédito bancario observado al inicio de la pandemia, respondió a un aumento en la demanda de recursos por motivos de liquidez, los cuales posiblemente se utilizaron para compensar un menor flujo de caja debido a la pandemia.

Tendencia siguió

El reporte menciona que en el primer trimestre del 2021 persistió la debilidad de la demanda por crédito bancario de las empresas, al tiempo que las condiciones de otorgamiento continuaron siendo estrechas.

El crédito al consumo se contrajo por cuarto trimestre consecutivo, lo que se explica por los efectos de las restricciones a la movilidad implementadas en diversas entidades en enero, a la atonía en la demanda, y a condiciones de otorgamiento estrechas.

Monedas digitales

Por otra parte, Alejandro Díaz de León, comentó que el de las monedas digitales es un tema que ocupa al Banxico, y es de gran interés para toda la Junta de Gobierno.

Adelantó que están haciendo una inmersión profunda en la esencia de este tipo de monedas, y recabando las reflexiones que hay del tema a nivel internacional, a la par que realizan una propia.

“Estamos tanto haciendo acopio de las reflexiones a nivel internacional como haciendo la nuestra, y hablando con los actores relevantes al respecto. No adelanto algún tipo de noticia o decisión al respecto; en cuanto haya algo, obviamente lo haremos del conocimiento público”.

Destacó que México tiene una posición, casi inmejorable, para hacer esta reflexión, al tener al Sistema de Pagos Electrónicos Interbancarios (SPEI), como un sistema que funciona las 24 horas del día, los 365 días del año, y el cual ha cobrado una relevante importancia durante la pandemia.

"Ha crecido de manera muy acelerada en pagos de menos de 8,000 pesos, y se ha convertido, además, con motivo de la pandemia, en un medio de pago realmente esencial para la economía mexicana”.

Agregó: “el tener esa posibilidad y ese tipo de sistemas de pagos, que no lo tienen muchas economías inclusive avanzadas, le da al banco central la posibilidad de escoger y hacer esta reflexión en cuanto a las monedas digitales”.

eduardo.juarez@eleconomista.mx