Desde el pasado 8 de octubre, la edición 24 del Tour de Cine Francés se aventuró a hacerse exclusivamente presencial, con la proyección de siete películas con lo mejor y más diversos del séptimo arte galo, mismas que itineran en 73 ciudades del país de manera simultánea. La respuesta del público ha sido favorable y continúa en cartelera en distintas sedes.

“La respuesta ha sido muy buena. En la Cineteca Nacional nos contaron que el público se quedaba sin boleto, haciendo fila. En el circuito Cinépolis tal parece ser que vamos muy bien. En promedio, por cine, estamos en segundo lugar por debajo de un blockbuster de Hollywood, entonces, nos va bien si consideramos las circunstancias. Tenemos presencia en todos los estados. Son siete largometrajes de producción reciente que se estrenaron en Francia el año pasado y ahora están en México de la mano del Tour de Cine Francés. Son cintas que no se habían exhibido antes en el país de ninguna manera, por lo que es una oportunidad única para el público”, comparte Sofía Llorente, vocera del Tour.

La selección de cintas es sui géneris. Va desde thrillers hasta dramas religiosos, pasando por comedias románticas que reflexionan sobre el amor en tiempos de Tinder o dramas que recuerdan cómo un perro puede cambiar la vida de un hombre. La integran “Alguien, en algún lugar”, de Cédric Klapisch; “La belle époque”, de Nicolas Bedos; “La última vida de Simón”, de Léo Karmann; “Los iluminados”, de Sarah Suco; “Mi perro tonto”, de Yvan Attal; “Tres días y una vida”, de Nicolas Boukhrief, y “Una pequeña mentira”, de Julien Rappeneau.

“Son muchos géneros, muchos temas. La idea que siempre tenemos con el Tour es hacer una selección muy variada. La idea es que haya un poco para todos los gustos, para toda la familia. Por un lado se trata de acercar al público a una cinematografía diferente y, por otro, tratar de enseñarles que no siempre se trata de películas que no van a entender. Traemos comedia, romance, drama, suspenso y hasta un poquito de magia. Me parece que el hilo conductor este año, sin querer, son las relaciones humanas. En estos tiempos de encierro y de crisis, en el que nos hemos visto obligados a pensar en el otro, estas películas nos van a tocar varias fibras”, agrega la vocera.

De sus recomendaciones personales, Llorente menciona “Alguien, en algún lugar”, la historia de Rémy y Mélanie, dos vecinos desconocidos entre sí que son víctimas de la desolación de las grandes ciudades y a pesar de la hiperconexión, quienes con esfuerzos enclenques buscan establecer relaciones, pero fallan en cada oportunidad.

“Es una historia precisamente de cómo nos conocemos con la gente en una época en la que estamos totalmente conectados, a través de la tecnología, de las redes sociales, aunque eso no necesariamente quiere decir que estemos estableciendo un vínculo real. Nos invita a reflexionar cómo estamos utilizando la tecnología”.

La 24 edición del Tour de Cine Francés se mantiene en casi todos los estados del país. En la Cineteca Nacional se extendió la programación hasta el 1 de noviembre. Para conocer la vigencia para las proyecciones es necesario consultar la página oficial: https://www.tourdecinefrances.com/.