TikTok se está preparando para presentar el lunes un desafío legal al decreto del presidente estadounidense, Donald Trump, que prohíbe las operaciones con la popular aplicación de videos cortos y su matriz china ByteDance, según personas cercanas al asunto.

Trump emitió una orden ejecutiva el 14 de agosto que dio a ByteDance 90 días para desinvertir las operaciones estadounidenses de TikTok.

ByteDance ha avanzado en las conversaciones con potenciales compradores, incluidos Microsoft Corp y Oracle. Algunos de los inversores estadounidenses de ByteDance también podrían unirse a la oferta ganadora.

El desafío legal de TikTok hace referencia a un decreto anterior que Trump emitió el 6 de agosto, dijeron las fuentes, el cual ordenaba al Secretario de Comercio que elaborara una lista de operaciones que involucran a ByteDance.

TikTok planea argumentar que la orden ejecutiva del 6 de agosto la priva del debido proceso, según las fuentes, que dijeron también que la compañía desafiará el estatus de amenaza a la seguridad nacional dado por la Casa Blanca.

No está claro de inmediato qué tribunal planea usar TikTok para presentar su demanda. La compañía había dicho previamente que estaba explorando sus opciones legales.