Un pirata informático penetró en los sistemas de la empresa española de reparto rápido Glovo la semana pasada, según informó este martes, sin especificar a qué información se pudo acceder.

Valorada en más de 1,000 millones de dólares, Glovo, con sede en Barcelona, distribuye todo tipo de productos, desde alimentos hasta suministros domésticos, a unos 10 millones de usuarios en 20 países.

El hacker accedió a un sistema el pasado jueves 29 de abril a través de una antigua interfaz de panel de administración, pero fue expulsado en cuanto se detectó la intrusión, informó Glovo en un comunicado.

Podemos confirmar que no se accedió a ningún dato de tarjeta de clientes, ya que Glovo no guarda ni almacena dicha información", dijo la empresa en un comunicado enviado por correo electrónico.

La revista Forbes informó anteriormente, citando a la empresa de ciberseguridad Hold Security que, según dijo, encontró la brecha, que el pirata informático estaba vendiendo credenciales de inicio de sesión para cuentas de clientes y mensajeros, con posibilidad de cambiar su contraseña.

La empresa no respondió inmediatamente a una solicitud de comentarios sobre los motivos del pirata informático. No se pudo contactar inmediatamente con Hold Security para que hiciera comentarios.