A pesar de que se diera una salida de la dirección de Nacional Financiera (Nafin) y el Banco Nacional de Comercio Exterior (Bancomext), la institución sigue sólida y continuará con sus proyectos, aseguró Héctor Rangel Domene, director de ambos bancos.

En conferencia, el funcionario aceptó estar inscrito como precandidato a una senaduría por el estado de Nuevo León, a través del Partido Acción Nacional, lo cual estaría por decidirse a finales de febrero o en la primera semana de marzo.

Nadie es indispensable en ninguna institución. En este caso, tanto Nafin como Bancomext se mantendrán fuertes , aseguró Rangel.

Rangel estaría participando con una candidatura directa, por lo que en caso de ser elegido por el PAN, tendría que hacer campaña electoral, no obstante, el mismo funcionario resaltó que su candidatura es ciudadana y que no está afiliado al partido de manera oficial.

Rangel Domene fue nombrado Director de ambos bancos en diciembre del 2008, en sustitución de Mario Laborín, después de haber dejado la presidencia del Consejo Coordinador Empersarial y BBVA Bancomer.

MENOS UTILIDAD

Nafin disminuyó su utilidad 19.3% en el 2011, sumando 825 millones de pesos, debido a menores ingresos por operaciones en Bolsa y una aportación extraordinaria al fondo de pensiones de sus trabajadores.

El banco espera incrementar su cartera de crédito 10% en el 2012, dado que en el 2011 creció en la misma magnitud, sumando 191,724 millones de pesos al cierre del año pasado.

De este total, 47% corresponde a las garantías que Nafin tiene con los créditos bancarios a pymes, de las cuales se tiene un saldo de 89,815 millones de pesos al final del 2011, habiéndose pagado 5% de estas a las instituciones bancarias.

Por su parte, 57,557 millones de pesos corresponden a la cartera de créditos directos que el banco de desarrollo ha otorgado a las pymes al mes de diciembre del 2011, esto es un incremento de 18.5% anual.

De acuerdo con cifras de la Asociación de Bancos de México, 70% de los créditos bancarios a pymes están garantizados por Nafin, por 60% del crédito otorgado a la empresa.

Por otro lado, Bancomext incrementó el saldo de su cartera en 30.8% anual en el 2011, reportando un total de 64,599 millones de pesos, al finalizar el año.

El 62.9% de su cartera se dirigió a créditos de primer piso a las empresas situadas en sectores estratégicos, como el turismo, la industria automotriz, y la aeronáutica.

Rangel dijo que la banca de desarrollo debe ser un apoyo al crecimiento, y en la medida que esté fortalecida, es como cumplirá con el objetivo , aseguró Rangel.