A pesar de que el entorno económico mundial mantendrá cierto grado de volatilidad, los inversionistas de la banca privada en México tienen una actitud positiva en el 2012, apoyados en la estabilidad económica del país, consideró Banco Invex.

No vemos ningún riesgo interno en el mercado local, mientras que sí hay cierta incertidumbre con respecto al entorno internacional, ya que aún no se ha resuelto de fondo el problema de la deuda de Estados Unidos y Europa , aseguró Jean Louis Guisset, director de Banca Privada de Invex.

En una reunión con medios, el directivo comentó que durante el primer semestre del 2012 el entorno económico nacional permanecerá positivo, tanto por el ambiente de confianza que se promoverá en las campañas electorales por parte del gobierno actual, apoyados por factores macroeconómicos estables, como por la inflación y las tasas de interés bajas.

Durante el 2006, las elecciones presidenciales no fueron un factor que desestabilizara el mercado y no pensamos que las que se llevarán a cabo este año lo hagan , dijo el ejecutivo de Invex.

El Director de la Banca de Inversión dijo que un ejemplo del buen entorno que presenta el mercado es que algunas empresas mexicanas de gran tamaño están buscando tener una mayor participación en mercados extranjeros, lo que permea en la confianza de los clientes de la banca de inversión.

El banco logró dar un rendimiento ponderado en su portafolio de 4% el año pasado, mientras que el IPC reportó rendimientos negativos de 4 por ciento.

Guisset detalló que los clientes de la banca privada de Invex, si bien están distribuidos en diferentes niveles de riesgo, la mayor parte son conservadores y de mediano riesgo.

Con la estrategia de inversión desarrollada por Banco Invex, la cual denominó Invex Total, en el perfil de bajo riesgo se toma sólo papel de deuda calificado con AAA, mientras que en perfil de mediano riesgo se toma 30% de acciones y el resto en papel de deuda.

[email protected]