Javier Gavito, director de la Sociedad Hipotecaria Federal (SHF), descartó que haya un quebranto para la institución por la crisis que enfrentan las sofoles y sofomes hipotecarias.

Aseguró que no hay ni ha habido ningún rescate del gobierno federal a estos intermediarios y sostuvo que todos los préstamos que otorga el banco de desarrollo están respaldados por créditos individuales.

El funcionario público comentó que el sector vivienda es prioritario para el desarrollo del país y en la crisis, cuando los mercados accionarios se cerraron, la SHF ofreció financiamiento a los intermediarios y el presente año hay disponibles 16,000 millones de pesos.

Gavito comentó que recientemente se comentó que el banco que dirige implementó un rescate a los intermediarios, lo que rechazó sea verdad.

Los accionistas de Metrofinanciera y Crédito y Casa perdieron su capital y no hubo un peso del dinero del gobierno federal para rescatarlos , comentó en entrevista.

Detalló que en el caso de Metrofinanciera hubo malos manejos por parte de la administración de la empresa, se encontró una gran cartera vencida y no tenían capital suficiente. Ante eso, agregó, los accionistas y acreedores de certificados bursátiles y quirografarios, entre otros, tomaron la decisión de llevar a la empresa a un juicio de concurso mercantil que estará definido los próximos días.

La empresa se capitalizará, los accionistas originales perderán su capital y los acreedores en su mayoría tomarán el control de la empresa. Ése era el mejor camino para recuperar los préstamos otorgados , manifestó.

En el caso de Crédito y Casa, Javier Gavito dijo que los dueños decidieron no continuar con el proyecto, perdieron su inversión y terminaron su relación con la empresa. Se vendió el portafolio y los acreedores tomaron lo que se

les debía.

Javier Gavito reconoció que en los dos casos, la SHF tenía préstamos con los intermediarios, pero estaban respaldados por las hipotecas otorgadas, por lo que el banco de desarrollo no tendrá ningún quebranto.

Reiteró que la SHF no tiene facultades para rescatar a los intermediarios, como se ha mencionado, y son los reguladores los que cuentan con esa prerrogativa.

Tenemos facultades de acreedor, estamos cerca de los procesos, nos conviene que nos paguen los créditos. No hemos intervenido en el caso de Metrofinanciera y Crédito y Casa, pero cuidamos el proceso para que nos paguen lo que se nos debe , añadió el directivo.

ehuerta@eleconomista.com.mx