El Departamento de Justicia de Estados Unidos anunció la condena a 10 años de prisión para Rossen G. Iossifov, quien poseía y administraba RG Coins, una plataforma de intercambio de activos virtuales, la cual fue utilizada para lavar dinero proveniente de estafas en línea.

De acuerdo con la autoridad de Estados Unidos, el Tribunal de Distrito de aquel país, Robert E. Weir, condenó a Iossifov por cometer delitos contemplados en la Ley de Chantaje Civil, Influencia y Organizaciones Corruptas (conocida como Ley RICO), así como por conspirar en lavado de dinero.

“Un ciudadano búlgaro que fue condenado por un jurado federal por su papel en un plan multimillonario transnacional para defraudar a víctimas estadounidenses fue condenado hoy a 121 meses de prisión”, explicó el Departamento de Justicia.

De acuerdo con las evidencias presentadas en el juicio a finales del 2020, Issoifov poseía y administraba la plataforma RG Coins, misma que tenía su sede en Sofía, Bulgaria, y donde se ayudaba a estafadores a lavar sus ganancias obtenidas a partir de fraudes de supuestas estafas en línea, mismas que afectaron a más de 900 ciudadanos estadounidenses.

Los miembros de la conspiración de estafadores con sede en Rumania publicaron anuncios falsos en sitios web populares de subastas y ventas en línea, como Craigslist y eBay, de bienes de alto costo (generalmente vehículos) que en realidad no existían”, informó la autoridad.

Una vez que los estafadores obtenían las ganancias, el dinero se intercambiaba por criptomonedas y se trasferirían esos activos a lavadores de dinero de diversas partes del mundo. “Iossifov fue uno de esos lavadores de dinero con base en el extranjero que facilitó este paso final en el esquema”.

Durante el juicio se demostró que Iossifov diseñó su negocio para atender a estas redes de estafadores y permitió a sus clientes realizar intercambios de criptomonedas por dinero en efectivo sin requerir ninguna identificación o documentación para demostrar la fuente de los fondos.

“La evidencia presentada durante el juicio y su audiencia de sentencia reveló que Iossifov lavó casi 5 millones de dólares en criptomonedas para cuatro de cinco estafadores detectados en un período de menos de tres años. Esto representó más de 7 millones de dólares en fondos defraudados a víctimas estadounidenses. A cambio, Iossifov ganó más de 184,000 dólares en ganancias de estas transacciones”, explicó el Departamento de Justicia.

De acuerdo con la ley, el sentenciado puede cumplir 85% de su sentencia en prisión.

kg