El coordinador del grupo parlamentario de Morena en la Cámara de Diputados, Mario Delgado, afirmó que con su visita a Estados Unidos, el presidente Andrés Manuel López Obrador será un buen mensaje para atraer la inversión al país.

El presidente de la Junta de Coordinación Política aseveró que el Ejecutivo federal va a representar a México dignamente y aseguró que el Presidente sabrá establecer una relación bilateral de respeto y acuerdo mutuo.

Delgado Carrillo celebró que esta visita del presidente de México a Estados Unidos se dé en el marco de la entrada en vigor del nuevo tratado comercial (T-MEC), y agregó que “este nuevo acuerdo, sin duda que genera mucha esperanza, genera mucha certidumbre para las inversiones”.

Con este nuevo T-MEC, inicia una nueva era en la relación comercial y para México tiene grandes retos, porque tenemos que aprender el pasado, tenemos que lograr ahora que más empresas formen cadenas de proveeduría para que sean beneficiarios de la economía global”, expuso.

El líder de la mayoría en la Cámara Baja pidió no politizar ni dar un tinte electoral a la reunión de trabajo, y aclaró que este encuentro se da en circunstancias diferentes a las de hace unos años, cuando el expresidente Enrique Peña Nieto recibió en Los Pinos a Donald Trump, cuando aún era candidato.

Por su parte, la coordinadora parlamentaria del Partido de la Revolución Democrática (PRD), Verónica Juárez consideró que el presidente debería aprovechar el encuentro con su homólogo estadounidense para abordar una agenda bilateral.

Juárez Piña sostuvo que hay tópicos que no se han abordado hasta el momento, porque el Presidente no tiene dentro de sus prioridades la política exterior y porque la relación México-Estados Unidos siempre ha estado marcada por Donald Trump, a lo que el gobierno actual ha cedido.

Mientras que, la bancada de Acción Nacional (PAN) solicitó incluir a la oposición y empresarios como parte del grupo negociador y observador de acuerdos.

El diputado federal Luis Mendoza, quien es presidente de la Comisión de Economía Social y Fomento del Cooperativismo en San Lázaro, precisó que no está en contra de la reunión e insistió en que la oposición y la Incitativa Privada debe estar presente, ya que han tenido voz en la construcción de acuerdos comerciales.

“No confiamos en la habilidad de diálogo del primer mandatario y su personalidad es muy temperamental; de un momento a otro cambia de opinión y esas actitudes pueden romper los niveles diplomáticos. Son detalles mínimos pero importantes, porque hablar con López obrador son insultos, manotazos y odios sordos”, expresó el diputado.

kg